Entrevista a Patricio Diez Bonilla, director general de Compartamos

Compartamos Banco, cuya organización cumple 30 años este 2020, atiende a comunidades tradicionalmente desatendidas por otros bancos, sobre todo en zonas rurales y semiurbanas.

Patricio Diez de Bonilla, director general de la entidad, considera que, con base en la experiencia del banco, ve difícil operar una red de sucursales bancarias en zonas aisladas, sobre todo por el costo que representa, además de la baja transaccionalidad que pudiera representar. Lo más conveniente, señala, es que las sucursales se complementen con otras opciones como los corresponsales o herramientas digitales.

“En nuestra experiencia, vemos que es difícil operar una red de sucursales en zonas aisladas. Es una infraestructura pesada, necesitas una sucursal, además del espacio físico, por supuesto personal capacitado para hacerlo; segundo, necesitas temas de seguridad (...) Creemos que es difícil justificar esa inversión si no tienes millones de transacciones pasando por esa sucursal, y es difícil pensar en millones de transacciones en una sucursal, y más aún en una zona rural donde la usabilidad de los productos suele ser limitada”.

El actual gobierno ha revelado que se construirán sucursales del Banco del Bienestar, con el objetivo de hacer llegar servicios financieros a comunidades tradicionalmente desatendidas.

En entrevista, Diez de Bonilla considera que este proyecto pudiera complementarse con las figuras de corresponsales como la red Yastás que tiene Compartamos, sobre todo en comunidades aisladas del país, además de la banca digital.

“Nosotros tenemos poco más de 200 sucursales en donde nuestros clientes hacen transacciones de desembolso, de retiro, pagos, etcétera, pero sobre todo nuestra red de sucursales se complementa con nuestras alianzas con terceros o por nuestra red de corresponsalías. Entonces sí creemos que el modelo híbrido es un canal más conveniente, costo-eficiente, que puede ser mantenido en el tiempo”.

Agrega: “Me cuesta trabajo al menos con la experiencia que nosotros hemos tenido manejando sucursales, pensar que en comunidades aisladas hay mercado para que este modelo sea eficiente. Y por lo tanto nosotros nos estamos moviendo a las corresponsalías, a la banca digital a infraestructura que sea menos pesada en los costos operativos y vemos que por ahí se está moviendo no sólo Banco Compartamos, sino toda la banca en lo general”.

Hay buena sinergia

El director de Banco Compartamos comenta que hay buenos canales de comunicación con el gobierno federal para abonar en una mayor inclusión financiera, y de hecho hoy los clientes del Banco del Bienestar ya pueden hacer ciertas operaciones a través de la red de corresponsales de Compartamos.

Trabajar de manera conjunta

Patricio Diez indica que a pesar de los avances que ha habido en materia de inclusión financiera en el país, sigue habiendo mucho por hacer, por lo que considera que para acelerar este proceso debe haber un trabajo conjunto entre el gobierno, pero también la Iniciativa Privada, y por supuesto la banca.

“Se tiene que generar este ecosistema, pero lo que me entusiasma es que veo que las piezas ahí están, hay avances y hay que seguir dando pasos sólidos de cara a que necesitamos estar cada vez con una mejor cobertura del país, aún hay más de 500 municipios sin acceso a servicios financieros, y hay que ir por ellos, pero de una manera eficiente y conveniente para el cliente para que sea un modelo sostenible en el tiempo”.

[email protected]