Si bien es positivo que se flexibilice el régimen de inversión de las administradoras de fondos para el retiro (afores), mientras no se incrementen las aportaciones obligatorias, la pensión que reciban los trabajadores cuando se jubilen será baja, comentó Mauricio Alarcón, director general de Afore Coppel.

El régimen de inversión te ayuda a mejorar los rendimientos, pero no te ayuda realmente a lo que es el tema fundamental y principal de las pensiones que es tener una aportación adecuada para tener una buena pensión , dijo en entrevista.

Este martes, la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) anunció diversos cambios que se hicieron en la Circular del Régimen de Inversión de las afores para que puedan ampliar más sus inversiones y con ello mejorar los rendimientos que ofrecen a los trabajadores.

Entre los cambios está la ampliación del límite en que podrán participar las afores en las emisiones de instrumentos estructurados como los Certificados de Capital de Desarrollo (CKD) o fideicomisos de bienes y raíces (fibras), el cual pasa de 35% a 100% de dicha emisión.

Sería bueno que aumentaran el ahorro obligatorio y que parte de los recursos que se mandan al Infonavit se envíen directamente a las afores y que fueran parte de la pensión, mientras no lo utilicen para su vivienda .

Aclaró que juntar el dinero de la vivienda con el de la afore tampoco resuelve el problema 100%, pues si bien la aportación pasa de 6.5 a 11.5%, esa cantidad del salario no alcanza para obtener una tasa de remplazo (porcentaje que recibirá de pensión respecto al último salario) de 70 por ciento.

México podría sufrir ?lo que Chile

Alarcón comentó que si México no se apresura a hacer cambios en la Ley del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR) para incrementar las aportaciones, México vivirá una situación similar o peor a la que se vivió en Chile, donde se tuvo una crisis social por las bajas pensiones que recibían los chilenos.

México ya debería haber avanzado, se ha tardado, pero debe avanzar a tener aportaciones obligatorias más altas para que el trabajador pueda tener una pensión digna , opinó.

Indicó que en Chile a los trabajadores se les prometían tasas de remplazo de 70%, pero sólo recibieron 50%, y eso que los chilenos hacen aportaciones obligatorias de 10% de su salario, si México aporta 6.5%, las pensiones van a ser mucho menores .

Mencionó el hecho de que en el país andino se buscó una solución directa al incrementar las aportaciones hasta en 15 por ciento.

En caso de que en México?se incremente la aportación, debe ser de forma tripartita, es decir, deben aportar tanto el trabajador como el patrón y el Estado, y sobre todo, en la medida en que las finanzas públicas del país lo permitan .

Para que no sea un golpe fuerte para el trabajador ni el patrón, expuso, el incremento debería ser gradual hasta llegar al porcentaje del salario que el mismo gobierno considere prudente. Considero que las aportaciones deberían estar por arriba de 15%, debe ser un aumento gradual. Si cada año se sube 2%, el límite debe estar en 18 por ciento .

Coppel, con más ?cuentas asignadas

El directivo de Coppel comentó que uno de cada cinco trabajadores que ahorran para su retiro están en Coppel y ello se debe a la captación de cuentas asignadas.

Hoy día nosotros somos la afore más grande de México con contrato firmado, es decir, cuando un trabajador firma por primera vez con alguna afore , opinó.

Señló que 70% de los trabajadores que registran lo han hecho a través del registro y el resto a través del traspaso. Captamos a todos los trabajadores a través de nuestros módulos de atención en tiendas, zapaterías Coppel y Coppel Canadá .