La sociedad financiera popular (sofipo) CAME anunció que recibió la autorización por parte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para utilizar los servicios de la nube, que técnicamente tienen el nombre de herramientas de Software as a Service (Saas). 

De acuerdo con la entidad financiera, con esta autorización podrá migrar herramientas a este servicio tales como su core bancario, proceso de originación, administración y contabilidad. 

“CAME utilizará sus capacidades y experiencia para lograr un ambicioso plan de crecimiento para brindar servicios financieros y productos integrales a los clientes del sector popular en México, logrando así una verdadera inclusión financiera para millones de mexicanos y así mejorar su calidad de vida”, destacó la firma. 

Para Pablo Varela, director general de CAME, con esta aprobación, la sofipo se pone a la vanguardia tecnológica, lo cual servirá para impulsar la inclusión financiera. “Tenemos planes importantes de implementación que nos ayudarán a lograr las metas propuestas y entregar a los mexicanos los servicios y productos que merecen”. 

Varela destacó que, bajo un proceso de revisión, la CNBV y la sofipo pudieron verificar que se cumplen con todas las normas de seguridad. “Hemos podido juntos analizar que el uso de estas plataformas cumple con todas las normas de seguridad y cambian la forma de ver el sector de las sofipo”. 

Actualmente CAME atiende a más de 313,000 clientes en el país y cuenta con una red de 218 sucursales en 22 estados.  Si bien algunas sofipos han comenzado con la adopción de servicios digitales, se espera que el sector amplíe su operación de la mano de nuevas tecnologías en los próximos años.