El Bundesbank, el banco central de Alemania, seguirá tomando parte en el programa de adquisición de activos del sector público (PSPP) del Banco Central Europeo (BCE) tras concluir que se cumplen los requisitos exigidos por el Tribunal Constitucional de Alemania, que había establecido para ello un plazo de tres meses, los cuales expiraron ayer 5 de agosto.

“Al igual que el Bundestag y el gobierno Federal, la junta ejecutiva del Deutsche Bundesbank consideró que se cumplen los requisitos planteados por el Tribunal Constitucional en su fallo del 5 de mayo del 2020. Por lo tanto, el Bundesbank continuará participando en las compras bajo el PSPP”, indicó un vocero del banco central de Alemania.

Desde un primer momento, el presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, había expresado la disposición del banco central alemán para cumplir satisfactoriamente con las exigencias del Constitucional de Alemania al mismo tiempo que se respetaba la independencia del BCE.

El 5 de mayo, el Tribunal Constitucional de Alemania dictó una sentencia cuestionando si el programa de compra de activos públicos del BCE había rebasado las competencias en la que exigía a la institución aclarar la proporcionalidad de sus medidas de política monetaria y advirtiendo al Bundesbank de que no podría seguir tomando parte en el mismo si el instituto emisor no justificaba estas compras.