En un entorno en el que el crédito bancario al sector privado sigue con caídas, BanBajío tiene la proyección de que el portafolio registrará, este año, un crecimiento entre 6 y 8%, o incluso por arriba.

Edgardo del Rincón, director general de BanBajío, destaca que en el primer trimestre del 2021 la cartera creció 7% —con aumentos en prácticamente todos los segmentos—, además de que los principales indicadores se mantienen sólidos, incluido el de morosidad que se ubicó en 1.06% al cierre de marzo.

“Creo que podemos estar arriba de ese 8%, claramente arriba del mercado. Siempre nos hemos caracterizado por crecer más que el mercado y eso es parte de nuestro compromiso”, dice.

Agrega: “el banco tiene el capital, tiene la capacidad para continuar creciendo. Entonces no veo por qué bajemos la velocidad que traemos. Ojalá el entorno mejore en términos de certidumbre para la inversión, porque creo que es lo que más le hace falta a este país. Hay mucha inversión contenida esperando señales que otorguen más certidumbre”.

En entrevista, explica que si bien a marzo el crédito creció 7%, esto fue porque en el mismo mes del 2020 hubo una mayor demanda de parte de las empresas que hicieron uso de sus líneas de crédito que tenían vigentes para enfrentar lo que se avecinaba por la pandemia.

“Entonces lo que vas a ver en los siguientes meses es que nuestro porcentaje de crecimiento, en términos relativos, va a ser un poco mas alto”, señala.

Considera que en estos momentos es fundamental que la banca otorgue crédito para apoyar en la recuperación económica. “Es una parte fundamental y creo que necesitamos un sistema financiero, que está muy sano, muy bien capitalizado y tiene todos los elementos para acompañar en la recuperación”.

Resalta que, con los indicadores que se tienen hasta este momento y aunque en el sector bancario sí hay deterioro en algunas carteras, no es nada grave. “Lo que estamos viendo en BanBajío, en particular, es que terminamos con una calidad de cartera muy buena”.

En este sentido, considera que tanto el programa de diferimiento de pago de créditos y las reestructuras, lanzados el año pasado como medida de apoyo a los clientes, están dando buenos resultados.

Cartera diversificada; crédito sigue

Edgardo del Rincón precisa que el que BanBajío presente crecimiento en su cartera de crédito, cuando el sistema en general muestra caídas, obedece a que se tiene una cartera diversificada, pero también a que este banco no ha restringido el crédito de forma categórica.

“Más bien hemos sido  más prudentes en todos los proyectos de inversión de nuestros clientes, tratando de asesorarlos y de darles el crédito con mucha calidad, viendo los proyectos que realmente sean muy viables”, señala.

Utilidad sería más alta de lo esperado

En este sentido y tras las mejores perspectivas que se tienen tanto del crédito como de calidad de la cartera, el director de BanBajío comenta que la estimación es que este año la utilidad presente una mejora, además de que, con base en la recomendación de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), se plantea realizar un pago de dividendos con 25% de la utilidad del 2019 y 2020, ello, luego de que el año pasado no se entregaron a sugerencia de la autoridad, y a fin de que los bancos mantuvieran buenos números ante la crisis.

eduardo.juarez@eleconomista.mx