Para el director general de Mexicanos Primero, David Calderón, la evaluación a los maestros es un elemento central para la coherencia del sistema educativo. No sólo eso, pues la asociación civil ha pugnado por la consolidación de los Exámenes Nacionales de Actualización para Maestros en Servicio (ENAMS), los cuales incluyen un diagnóstico personalizado de las áreas a reforzar.

Desde la perspectiva de David Calderón, el modelo de carrera magisterial ofrece poco margen para seguir siendo viable. Lo que se necesita, aseveró, es una refundación que conjunte la evaluación obligatoria y universal con la formación continua.

Enfatizó que con la evaluación universal se propicia que los docentes sean facilitadores del aprendizaje y que dominen los campos de conocimiento que les corresponden, apliquen las mejores prácticas pedagógicas en las aulas, empleen los recursos didácticos más adecuados y aprovechen las oportunidades del entorno.

En el caso de Colombia, Perú, Rumania y el Reino Unido, los docentes son evaluados desde un enfoque que toma en cuenta conocimientos, habilidades y actitudes aterrizadas en el salón de clase.

Por otro lado, Gerardo Gutiérrez Candini, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), comentó que el centro del debate sobre la educación no puede seguir supeditado al ámbito sindical y político, requiere un cambio, porque la calidad educativa sigue rezagada, lo cual impacta a la competitividad de México.

[email protected]