El fin de semana, la Fiscalía General de la República (FGR) informó de nuevas órdenes de aprehensión contra el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya Austin, su esposa Marielle Helene Eckes, su madre Gilda Austin, y su hermana Gilda, por asuntos vinculados al caso Odebrecht, por lo que la defensa del exfuncionario presentó un amparo para el exfuncionario y sus familiares.

Cabe recordar que en el 2017 el director de Odebrecht en México, Luis Alberto de Meneses Weyll, confesó en un video haber dado 10 millones de dólares a Lozoya, como pago para conseguir contratos de Pemex. La FGR precisó que esas mismas personas cuentan con ficha roja de Interpol, con relación al posible delito de lavado de dinero.

La FGR también indaga un posible delito en la compra, por parte de Lozoya y sus familiares, de una casa en Ixtapa por 1.9 millones de dólares, en un asunto que podría involucrar sobornos por parte de la empresa Altos Hornos de México (AHMSA). Por ello, la FGR giró orden de aprehensión en contra de Nelly Aguilera, a quien indaga por presuntamente simular la venta de dicha propiedad.

La autoridad indicó del caso Odebrecht que en “este asunto, que se inició en enero de 2017 y que durante años no obtuvo judicialización, hoy se han logrado las órdenes de aprehensión que sujetan a una probable responsabilidad a los involucrados. El Ministerio Público Federal presentó ante el juez de control todos los elementos de probanza necesarios para obtener el resultado legal favorable a los intereses de la Federación, en un caso que por mucho tiempo estuvo congelado en forma tan criticable. La FGR cumplió con lo ofrecido en el sentido de que en menos de 60 días se realizaría la judicialización correspondiente”, explicó la dependencia.

El abogado de Lozoya, Javier Coello, consideró que las órdenes de aprehensión giradas confirmarán que hay una persecución contra su cliente y su familia.

El exdirector de Pemex también es señalado en una carpeta de investigación de la FGR, por su probable responsabilidad en la adquisición a sobre costo en el 2017 —cuando era director de Pemex— de la planta Agronitrogenados SA de CV, subsidiaria de AHMSA.

La Auditoría Superior de la Federación determinó que la planta, ubicada en el complejo de Pajaritos Veracruz, fue adquirida por  funcionarios de Pemex sin revisar toda su infraestructura, de la cual 60% se encontraba en condición de chatarra, tras 18 años de estar fuera de operación.