La Secretaría de Energía (Sener) inspeccionó el Hospital Materno Infantil donde se registró la explosión de una pipa de gas en Cuajimalpa.

Verificadores de la Secretaría se trasladaron al lugar de los hechos e inspeccionaron el sitio de la explosión y el autotanque. Recabaron evidencia fotográfica y procedieron a la identificación del vehículo para verificar su autenticidad y la de los permisos correspondientes.

Ha realizado ya tres visitas de verificación al autotanque siniestrado, dos visitas de inspección a la planta de Tláhuac de la empresa Gas Express Nieto a la cual está adscrita el autotanque y dos inspecciones al lugar del incidente.

La misma Sener había informado que abrió una investigación que determinaría las causas del estallido.

El pasado domingo 1 de febrero el Secretario de Protección Civil de la Ciudad de México, Fausto Lugo, sostuvo que la Sener era quien tienía las atribuciones para hacer la verificación del mantenimiento de las instalaciones e infraestructura de acuerdo a la Norma Oficial Mexicana, la cual esta relacionada con las válvulas, mangueras y con todo el instrumento para proporcionar esta clase de servicios.

Sin embargo, el grupo era encabezado por Roberto Barrera, director de Petrolíferos, no quiso dar declaraciones.

A través de un comunicado, la dependencia aseguró que desde el mismo día del evento, la Secretaría ha estado en comunicación permanente y ha actuado en coordinación con la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).

Con el objetivo de identificar posibles faltas administrativas, Sener precisó que dispone ya de la copia del expediente que contiene los dictámenes periciales y las declaraciones rendidas ante el Ministerio Público de operarios y testigos, el cual se encuentra en análisis.

En la inspección ingresaron trabajadores de la empresa Comimsa, quienes detallaron que tomarían imágenes para realizar una maqueta electrónica.

La Secretaría de Energía daría las condiciones sobre cumplimiento así como las condiciones de la gasera, en cuanto a los contratos, Armando Ahued puntualizó que serían revisados por la Consejería Jurídica, la Oficialía Mayor y la Secretaría de Salud capitalinas.

La investigación administrativa se complementará una vez que cuente con los resultados de los dictámenes periciales que lleva a cabo la Procuraduría de Justicia del Distrito Federal.

Con información de Notimex

mrc