El Instituto Nacional, Estadística y Geografía (Inegi) presentó los resultados del Censo de Población y Vivienda 2020, mismo que fue realizado a pesar de la pandemia del Covid-19. El gobierno federal y organismos autónomos como el INE, Coneval y el Congreso, dijeron que revisarán los resultados con el propósito de aplicar políticas públicas, entre ellas la expedición de la cédula de identidad.

El Censo 2020 resaltó que en México hay poco más de 126 millones de habitantes. La población creció en 13.7 millones de personas respecto a 2010, con lo que la tasa de crecimiento promedio anual en la última década fue de 1.2 por ciento, dijo Julio Santaella Castell, presidente del Instituto Nacional, Estadística y Geografía (Inegi).

“La edición 2020 no fue la excepción. Además de ser el censo más grande que se ha llevado a cabo en el país, su operación inició a pocos días de detectarse el primer caso de Covid-19 en el país. De hecho, en el mes de su operación se iniciaron las medidas de distanciamiento social, (…) las etapas posteriores tales como la verificación y el procesamiento se vieron afectadas por las restricciones de movilidad que trajo consigo la pandemia, por lo que tuvieron que reprogramarse o adaptarse, y algunas incluso cancelarse, como es el caso de la encuesta de post enumeración, para finalmente concluir el proyecto y poder dar cuenta de los resultados del Censo 2020 con la mayor oportunidad posible”, dijo Santaella.

Durante la presentación a través de videoconferencia de los resultados, Stefan Schweinfest, director de la División de Estadística de Naciones Unidas, dijo que el censo de México es confiable, y destacó que el país es socio común con la ONU en el sistema de información.

La secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, dijo que está en proceso una nueva Ley de Población, ya que además de que ya se cumplió el objetivo de controlar el crecimiento poblacional, ahora se deberá emitir cédula única de identidad digital.

Arturo Herrera, secretario de Hacienda y Crédito Público, resaltó que el contenido del Censo sirve a la dependencia para valorar las participaciones federales a estados y municipios. Destacó que también servirá para el proceso de vacunación contra Covid-19.

En el mismo sentido, José Nabor Cruz Marcelo, presidente del Coneval, dijo que con estos resultados se pueden evaluar políticas públicas de combate a la pobreza e infraestructura. Indicó que al Coneval le servirá para generar nuevos productos sociales.

El presidente del INE, Lorenzo Córdova, resaltó que el INEGI y el INE resguardar las bases de datos más importantes del país.

Carlos Salazar, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, dijo que ante los resultados del Censo en materia económica, “estamos enormemente preocupados”. Dijo que la iniciativa privada desea ser parte de la solución para el crecimiento con una orientación social. Indicó que hay avances “muy pequeños e insuficientes” en esa materia, y se pronunció por mejorar la calidad y acceso a la educación para cerrar las brechas de desigualdad.

La población total en México es de 126 millones 014,024 habitantes. De ellos, 64 millones 540,634 son mujeres (51.2%) y 61 millones 473,390 son hombres (48.8%). México ocupa el lugar número 11 en población a nivel mundial, por debajo de Japón y por encima de Etiopía y permanece en el mismo lugar con respecto a 2010.

La edad mediana en el 2000 era de 22 años; para 2010, de 26 años, y en 2020 es de 29 años.

El estado de México es la entidad federativa más poblada con 16 millones 992,418 habitantes, mientras que Colima es la menos poblada, con 731,391 habitantes.

En el 2000, el promedio de hijas e hijos nacidos vivos de las mujeres de 12 años y más era de 2.6; en 2010 fue de 2.3 y en 2020 es de 2.1 hijas e hijos nacidos vivos por mujer.

De acuerdo con los resultados del Censo 2020, 62 de cada 100 personas de 12 años y más son económicamente activas. La tasa de participación económica es de 75.8 en hombres y 49.0 en mujeres.

La población residente en México y nacida en otro país es de 1 millón 212,252 habitantes. De ellos, 797,266 personas nacieron en Estados Unidos de América, 56,810 personas en Guatemala y 52,948 son originarios de Venezuela.

La población de tres años y más hablante de alguna lengua indígena asciende a 7 millones 364,645 personas (6.1% de la población total). En proporción, este grupo de población disminuyó en relación con 2010 cuando conformaban 6.6% del total de la población (6 millones 913,362 habitantes).

El 2% de la población total (2 millones 576,213 personas) se auto reconoce como afromexicana o afrodescendiente.

El 11.1% de la población tiene alguna limitación para realizar alguna actividad cotidiana, 4.9% tiene discapacidad y 1.3% tiene algún problema o condición mental. En total, 16.5% de la población total tiene alguna limitación en la actividad cotidiana, discapacidad o algún problema o condición mental.

Asimismo, entre 2010 y 2020, el porcentaje de población que declaró estar afiliada a los servicios de salud aumentó de 64.6% a 73.5 por ciento.

La tasa de analfabetismo se redujo de 9.5% en 2000, a 6.9% en 2010 y a 4.7% en 2020. En sentido inverso, el grado promedio de escolaridad presenta una tendencia creciente: 7.5 años en 2000, 8.6 en 2010 y 9.7 en 2020.

En 2020 hay 35 millones 219,141 viviendas particulares habitadas. En 2000 la cifra era de 21 millones 942,535 viviendas y en 2010 de 28 millones 607,568. El promedio de ocupantes por vivienda mantiene una tendencia decreciente. De 4.4 ocupantes en 2000, pasó a 3.9 en 2010 y a 3.6 en 2020.

Entre 2000 y 2020, las viviendas con disponibilidad de agua entubada pasaron de 84.4% a 96.3 por ciento.

Entre 2010 y 2020, la disponibilidad de teléfonos celulares en las viviendas creció de 65.1 a 87.5%, internet de 21.3 a 52.1%, las computadoras o laptops de 29.4 a 37.6% y las líneas telefónicas fijas descendieron de 43.2 a 37.5 por ciento.

jorge.monroy@eleconomista.mx