Organizaciones de la sociedad civil como el Instituto Mexicano para la Competitividad, la Barra Mexicana de Abogados, México Unido contra la Delincuencia, entre otras, además de más de 100 activistas, enviaron una carta al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en donde llamaron a que cese sus descalificaciones hacia los órganos autónomos del país, así como a la sociedad civil organizada.

“En fechas recientes observamos con preocupación cómo el presidente de la República descalifica y minimiza el trabajo de distintos actores, mostrando particular rechazo a la labor de las organizaciones de la sociedad civil y los órganos autónomos.

“Quienes valoramos la capacidad organizativa de la ciudadanía y creemos firmemente que ésta es clave en la construcción de un Estado de Derecho democrático, consideramos inaceptable callar ante estas descalificaciones y por ello nos pronunciamos en pro de la defensa de nuestro derecho a participar y a ejercer la libre expresión”, pugnaron las ONG y los activistas en la misiva enviada.

En el documento se enfatizó que los gobiernos pasan mientras que las instituciones públicas son las que se quedan como garantes de la democracia.

“Es necesario que quien gobierna se someta a las leyes y a un ejercicio constante de rendición de cuentas”, indicaron.

Sobre las ONG, en la carta se precisó que si bien las opiniones mostradas por las mismas son plurales no se busca tener una “verdad absoluta” ni que las voces de las organizaciones tengan mayor legitimidad que otras.

“Nuestro único propósito es coadyuvar a la construcción de un mejor país y comunicar los puntos de vista que tenemos y hemos podido nutrir al confrontarnos con nuestras realidades”, añadieron.