El exjefe de Gobierno de la CDMX, actual coordinador del PRD en el Senado, Miguel Ángel Mancera, fue inhabilitado por un año para desempeñar cargos en la administración pública de la capital por intervenir durante la campaña presidencial del 2018 a favor de un candidato mientras se desempeñaba como mandatario capitalino.

A través de un comunicado, la Dirección General de Responsabilidades Administrativas de la Secretaría de la Contraloría General  capitalina expuso que se emitió dicha sanción en contra del senador del PRD en cumplimiento de una sentencia del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

Se acreditó la participación de Mancera durante la campaña presidencial del 2018, indicó la dependencia, y“puso en riesgo la equidad de la contienda, vulnerando el principio de imparcialidad y neutralidad a que se refiere el artículo 134 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos”.

La sanción contra el perredista deriva de un procedimiento especial sancionador interpuesto por el PRI, en el 2018, por promover promocionales en apoyo del panista Ricardo Anaya, candidato presidencial de la coalición Por México al Frente.

Por su parte, el senador perredista informó que habrá de impugnar ante la autoridad competente la sanción impuesta por la Contraloría capitalina.

Indagan a colaboradores

Cabe recordar, por otra parte, que altos exfuncionarios de la CDMX, que colaboraron con Mancera, han sido investigados. Algunos de ellos cuentan con órdenes de aprehensión y con ficha roja de Interpol.

El excomisionado para la Reconstrucción de la CDMX, Édgar Tungüí, y el extitular de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda, Felipe de Jesús Gutiérrez, cuentan con órdenes de aprehensión y con ficha roja de Interpol para su localización, por el presunto desvío de 40 millones de pesos para la atención de inmuebles dañados por el sismo del 2017. A principios de este año, Miguel “N”, jefe de gabinete de Mancera, fue detenido por presuntos delitos cometidos como servidor.

politica@eleconomista.mx