El director de la Fundación México SOS, Alejandro Martí, ofreció proporcionar los elementos necesarios para defender al elemento de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), acusado de ejecutar extrajudicialmente a una persona durante los enfrentamientos en la comunidad de Palmarito, Puebla.

A través de su cuenta oficial de Twitter (@Alejandro_Marti), anunció: Estoy dispuesto a defender al soldado que presuntamente dio el tiro de gracia a un ‘civil’ en los enfrentamientos del Palmarito, Puebla .

Asimismo, precisó que esta decisión es causa de posibles injusticias y para hacer una diferencia. También ofreció condolencias a la familia del militar que murió tras recibir un disparo por la espalda.

Indignación es lo que motivó el ofrecimiento de Alejandro Martí. Entrevistado al respecto, pormenoriza que es importante hacer saber a los soldados, marinos y policías mexicanos que la ciudadanía los apoya, frente a un escenario en el que al combatir el crimen se encuentran en una situación de desventaja tanto en equipo como en ingresos.

La semana pasada fueron difundidas imágenes de un presunto operativo contra el robo de combustible en la localidad de Palmarito, en Puebla, realizado el pasado 3 de mayo. En un video colocado en el sitio Cambio, de Puebla, se observa una supuesta ejecución extrajudicial por parte de un elemento del Ejército contra una persona; asimismo, se aprecia que un militar cae al ser atacado con un arma de fuego.

Me indigna y me levanto y protesto porque vamos a crucificar a un pobre hombre que cumplió con su deber (...) Están enfrentando huachicoleros armados, defendiendo a 118 millones de ciudadanos , refiere el fundador de México SOS.

Alejandro Martí precisó que el ofrecimiento se hizo de manera pública, pues, ante el anonimato del soldado, espera que sean sus allegados quienes se pongan en contacto y poder brindar los servicios del defensor Alejandro Robledo Carretero de manera gratuita.

Asimismo, urgió al Congreso de la Unión a aprobar la Ley de Seguridad Interior, que regule la participación de las fuerzas de seguridad en labores de combate al crimen organizado.

ana.langner@eleconomista.mx