Luego de que decenas de ciudadanos expusieron este fin de semana en redes sociales historias de superación, el presidente Andrés Manuel López Obrador insistió en que las personas de clases medias son “aspiracionistas sin escrúpulos morales”.

“Sí, sí, sí, hay un sector de la clase media que siempre ha sido así, muy individualista, que le da la espalda al prójimo, aspiracionista, que lo que quiere es ser como los de arriba y encaramarse lo más que se pueda, sin escrúpulos morales de ninguna índole; son partidarios de que ‘el que no transa, no avanza’. Es increíble cómo apoyan a gobiernos corruptos, increíble”, sentenció.

Sin embargo, durante su conferencia de prensa en Palacio Nacional, el primer mandatario dijo que no está de acuerdo con el pensamiento que hay, incluido dentro de la izquierda, de que entre más clase media haya habrá más conservadurismo. Indicó que esto se logra con educación, con los planes de estudio que llevaron a cabo todas las reformas.

“No, no, hay que sacar a millones de mexicanos de la pobreza y que se coloquen en la clase media, pero sin la mentalidad egoísta, con la doctrina del humanismo, una clase media fraterna, no individualizada, que eso es lo que hizo la política neoliberal”, sostuvo.

El presidente López Obrador consideró, sin embargo, que tiene el “pegamento” para unir a la sociedad de México.

“Sí, y lo estamos logrando, siempre y cuando se entienda como sociedad a todo el pueblo, porque antes (…) la sociedad eran los de arriba (…) ¿no es sociedad el indígena, el campesino, el obrero, el maestro, el comerciante, el tianguista?, ¿no es sociedad? Todos somos sociedad, todos”, sostuvo.

Este fin de semana, decenas de ciudadanos postearon en redes sociales su inconformidad con las expresiones del Presidente sobre la clase media, y expusieron sus historias de superación personal y profesional para argumentar que este sector social tiene derecho cumplir sus metas y propósitos, y no ser conformistas.  

jorge.monroy@eleconomista.mx