Desde la Cuenta Pública del 2008, la Auditoria Superior de la Federación descubrió que el Instituto Mexicano del Seguro Social y el ISSSTE otorgan contratos subrogados para guarderías sin tener facultades para ello.

Esto se desprende del reclamo que hizo el presidente de la Comisión Especial que da Seguimiento al caso de la Guardería ABC, el perredista Emilio Serrano Jiménez al titular de la Auditoria Superior de la Federación, Juan Manuel Portal Martínez donde le pide una explicación del porqué no detectó las irregularidad en las estancias infantiles del IMSS, informó MVS Noticias.

En un oficio fechado el 31 de mayo, el auditor de la Federación le responde que esa solicitud de información se encuentran en el Informe del Resultado de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2008, tomo IX Volumen 3 pagina 247 donde se incluyeron los resultados de la auditoria 1115 al IMSS denominada Supervisión y Regulación de Guarderías del IMSS-ISSSTE.

El documento de la ASF agrega que precisamente el objetivo de esta auditoria practicada en ese año consistió en verificar el cumplimiento de los procesos de contratación, subrogación, regulación, supervisión y vigilancia de los servicios de guarderías que se prestan a los trabajadores.

Precisa en otro párrafo que como resultado de dicha auditoria se emitieron 24 observaciones que generaron 35 acciones, de las cuales 24 corresponden a Recomendaciones y 11 a Promociones de responsabilidad administrativa sancionatoria.

Y tal como lo señaló el auditor en el Análisis del Informe del Resultado 2008, Funciones de Desarrollo Social en el punto 3 denominado Guarderías IMSS e ISSSTE, la Auditoria establece lo siguiente: Se observó que el IMSS y el ISSSTE contrataron la prestación del servicio con particulares, sin tener facultades para ello; tampoco estipularon en los contratos la obligación de cumplir con las medidas de seguridad exigidas por las normas oficiales mexicanas y con la normativa de protección civil, por lo que no se garantiza la seguridad e integridad de la población infantil.

Además –agrega la institución-, no se supervisaron adecuadamente a los prestadores del servicio ni dieron seguimiento a las irregularidades determinadas.

En otra parte del documento de resultados, señala que en la inspección realizada por la ASF a 60 guarderías se observó que, en contravención de las normas de protección civil, muchas de ellas presentaron una o varias de las siguientes anomalías.

Y enlista que existían cables de alta tensión a menos de 10 metros del acceso principal; se ubican a menos de 100 metros de gasolineras o vialidades primarias; el material de los muros es inflamable o el de los techos podría producir gases tóxicos en caso de incendio; los detectores de humo no estaban conectados a un tablero de control; había contactos de corriente eléctrica descubiertos a menos de 1.20 metros de altura; carecen de equipos de iluminación de emergencia y de depósitos de agua para siniestros ; incumplen las especificaciones de las salidas de emergencia y las puertas de acceso se encontraban obstruidas.

Finalmente, la Auditoria Superior de la Federación informa que emitió las recomendaciones y formuló las promociones de responsabilidad de responsabilidad administrativas sancionarías a los servidores públicos que durante su encargo incurrieron en os hechos u omisiones observados.

/doch