La repatriación desde España de Diego Cruz Alonso, el segundo de los tres jóvenes con orden de aprehensión por el abuso sexual contra Daphne Fernández, podría tardar entre tres y cuatro meses. El segundo de los llamados Porkys fue detenido el sábado en Madrid.

La Audiencia Nacional de España dictó prisión preventiva para el joven Cruz Alonso, quien se manifestó ante el juez en contra de ser extraditado a nuestro país, donde la Fiscalía General del Estado de Veracruz le imputa cargos por el delito de pederastia simple.

Cabe destacar que el señor Héctor Cruz, padre de Diego, había asegurado que su hijo se encontraba en Veracruz y no había salido de México.

Desde el 6 de abril, la PGR solicitó una ficha roja de la Interpol a fin de buscar y detener con fines de extradición a nuestro país a los jóvenes Enrique Capitaine Marín, Jorge Cotaita Cabrales y Diego Cruz Alonso, tres de los cuatro jóvenes conocidos en redes sociales como los Porkys, quienes habrían cometido abuso sexual en contra de Daphne.

Sólo resta la aprehensión de Jorge Cotaita Cabrales, el tercero de los jóvenes involucrados en dicho abuso sexual cometido en contra de Daphne, quien el año pasado tenía 17 años.

jmonroy@eleconomista.com.mx