Las ciudades con mayor percepción de inseguridad en el país en lo que va del 2021 son: Fresnillo, Zacatecas; Ecatepec, Estado de México; Gustavo A. Madero en la Ciudad de México; Uruapan, Michoacán; Cuernavaca, Morelos, y Guadalajara, Jalisco, de acuerdo con los resultados del trigésimo levantamiento de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), realizada por el Inegi en la primera quincena de marzo de 2021.

Dicha encuesta mencionó que durante ese mes, 66.4% de la población de 18 años y más consideró que vivir en su ciudad es inseguro.

“Este porcentaje representa un cambio estadísticamente significativo respecto a los registrados en marzo y diciembre de 2020, que fueron de 73.4 y 68.1%, respectivamente. En esta edición, 17 ciudades tuvieron cambios estadísticamente significativos respecto a diciembre de 2020: 12 tuvieron reducciones y 5 incrementaron. La percepción de inseguridad siguió siendo mayor en el caso de las mujeres con 71%, mientras que para los hombres fue de 60.9 por ciento”, dijo el Inegi.

Las ciudades con mayor porcentaje de personas de 18 años y más que consideraron que vivir en su ciudad es inseguro fueron: Fresnillo, Ecatepec de Morelos, Cuernavaca, Gustavo A. Madero, Uruapan y Guadalajara, con 94.2, 89.9, 87.8, 86.4, 86.3 y 86.1%, respectivamente.

Las ciudades con menor percepción de inseguridad fueron: San Pedro Garza García, Nuevo León; Tampico, Tamaulipas; San Nicolás de los Garza, Nuevo León; Los Cabos, Baja California Sur; Piedras Negras, Coahuila, y Mérida, Yucatán, con 8.2, 25.2, 26.2, 26.2, 29.4 y 30.3%, respectivamente.

El 78.4% de la población siente inseguridad en los cajeros automáticos localizados en la vía pública, 71.2% en el transporte público, 63.4% en el banco y 59.2% en las calles que habitualmente usa.

Según la ENSU, durante el primer trimestre de 2021, el porcentaje de la población que mencionó haber visto o escuchado conductas delictivas o antisociales en los alrededores de su vivienda fue: consumo de alcohol en las calles (60.6%), robos o asaltos (52.7%), vandalismo en las viviendas o negocios (41.8%), disparos frecuentes con armas (38.8%), venta o consumo de drogas (38.1%), bandas violentas o pandillerismo (26.1%), tomas irregulares de luz (diablitos) (15.3%) y robo o venta ilegal de gasolina o diésel (huachicol) (3.3%).

Respecto al cuarto trimestre de 2020, se presentó una disminución de 4 puntos porcentuales en atestiguación de robos o asaltos; 1.6 en atestiguación de disparos en los alrededores de su vivienda y venta o consumo de drogas. Con respecto al primer trimestre de 2020 se presentó una disminución de 7.9 puntos porcentuales en atestiguación de robos o asaltos  en los alrededores de su vivienda; 4.8 respecto a atestiguación de venta o consumo de droga; 4.5 en vandalismo; 4.1 respecto a bandas violentas o pandillerismo; 2.2 en atestiguación de disparos frecuentes; 1.7 respecto a consumo de alcohol en las calles; y 1.1 respecto a robo o venta ilegal de gasolina o diésel (huachicol

Entre los resultados de la ENSU, correspondientes a marzo de 2021, destacaron los porcentajes de población que identificó a las diversas autoridades de seguridad pública y que percibió su desempeño como “muy o algo efectivo” en sus labores para prevenir y combatir la delincuencia fueron: Marina (87.5%), Ejército (84.9%), Guardia Nacional (75.1%), Policía Estatal (53.8%) y Policía Preventiva Municipal (44.6 por ciento).