A un año de la implementación de las fotomultas dentro del Reglamento de Tránsito de la Ciudad de México, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) está aún obligada a pagar el 46% de las ganancias a la empresa Autotraffic SA de CV, la cual ganó la adjudicación del servicio en julio del 2015.

De acuerdo con el contrato, la SSP debe entregar un pago fijo a Autotraffic de 46% por cada multa que sí se cobra por las siguientes infracciones y conceptos: invasión de carril contrario o confinado; identificación del uso de distractores durante la conducción de un vehículo; circular en sentido contrario; y vueltas prohibidas.

Para que la SSP capitalina pueda pagar dicho porcentaje el prestador del servicio de fotomultas tendrá que presentar evidencia fotográfica sobre las infracciones ya mencionadas, así como todas aquellas que se puedan procesar a través de una imagen.

El pago para Autotraffic se realiza por cada infracción pagada, lo que significa que antes de pagar el servicio se deberá determinar el número de infracciones que fueron efectivamente liquidadas por los ciudadanos y con base en ello se realizará el pago correspondiente.

El pago se efectúa a través de la Secretaría de Finanzas de la Ciudad de México, la cual libera el pago respectivo hasta la vigencia del contrato que es el 31 de diciembre del 2017.

Según datos de la SSP capitalina, en el Cuarto Informe de Gobierno que entregó a la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México, en la capital del país operan 52 dispositivos ubicados en 40 vialidades estratégicas y en 10 corredores de transporte público confinados.