El rol social de las madres de familia ha cambiado y, como resultado, actualmente hay un número cada vez mayor de mujeres que se incorporan al mercado laboral para contribuir al sustento de sus hogares.

De acuerdo con el primer levantamiento de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), del 2005 hasta el 2018, la población femenina económicamente activa mayor de 15 años creció 31.3%, es decir, pasó de 16.3 millones en el tercer trimestre del 2005 a 21.4 millones en el tercer trimestre del 2018.

Mientras que la población masculina económicamente activa mayor a 15 años creció 26.7% durante el mismo periodo.

En este marco, en el 2013, el expresidente Enrique Peña Nieto puso en marcha el Programa Seguro de Vida para Jefas de Familia, el cual estipula que en caso de que la jefa de familia llegara a fallecer, se brinda un apoyo monetario a las hijas e hijos en orfandad materna menores de 23 años, para que continúen con sus estudios.

De acuerdo con el último informe de gobierno de la pasada administración, del 2013 a julio del 2018 se beneficiaron a 6 millones 787,337 mujeres jefas de familia con alguna condición de vulnerabilidad y a 59,633 hijas e hijos en orfandad materna.

Los montos mensuales que se otorgan dependen del nivel educativo de las y los hijos; de recién nacido a preescolar, 360 pesos; primaria, 600 pesos; nivel secundaria, 845 pesos; educación media superior, 1,090 pesos, y para nivel superior, 1,200 pesos.

En el Presupuesto de Egresos de la Federación 2018 se otorgaron 64 millones 4,534 pesos a este programa; sin embargo, para este 2019 se redujo a 10 millones 580,535 pesos, es decir, disminuyeron 83.47% sus recursos.

Por su parte, el gobierno encabezado por Andrés Manuel López Obrador publicó el pasado jueves a través del Diario Oficial de la Federación las Reglas de Operación del Programa de Apoyo para el Bienestar de las Niñas y Niños, Hijos de Madres Trabajadoras para el ejercicio fiscal 2019.

De acuerdo con el Ramo Administrativo 20, el Paquete Económico de este año destinará al programa Bienestar 2,052 millones de pesos.

“El programa busca que las madres, los padres solos o tutores que trabajan, buscan empleo o estudian, tengan facilidades para obtener el cuidado y atención infantil y cuenten con tiempo disponible para incorporarse o permanecer en el mercado laboral o, en su caso, para estudiar”.

Los tipos de apoyo van desde 1,600 pesos bimestrales por cada niña o niño entre 1 y 4 años de edad para su asistencia a las estancias infantiles.

Por otra parte, propone 6.7 millones de becas a través del programa bienestar de las familias para niños y adolescentes que cursan nivel preescolar, primaria y secundaria, a los que se les otorgará 1, 600 pesos bimestrales, y 4.1 millones de becas para estudiantes de nivel medio superior con el mismo monto.

Finalmente, se otorgarán 300,000 becas para jóvenes universitarios con un apoyo de 2,400 pesos al mes.