El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció el nombramiento del ex coordinador de programas sociales y senador con licencia, Gabriel García, como encargado del programa de Agua Saludable para la Laguna.

Dicho programa tiene el propósito de asegurar agua de calidad para las familias de la Comarca Lagunera, y con ello reducir riesgos para la salud de la población de los municipios de Lerdo, Gómez Palacio, Tlahualilo y Mapimí, en Durango, así como de Torreón, Matamoros, Francisco I. Madero, Viesca y San Pedro, en Coahuila. La Comisión Nacional del Agua (Conagua), en coordinación con los tres órdenes de gobierno y el apoyo de la iniciativa privada, desarrolló el proyecto Agua Saludable para La Laguna.

En ese marco, el presidente López Obrador indicó que decidió nombrar a García, porque en el desarrollo de dicho programa ha encontrado algunos impedimentos, incluso legales. Mencionó que, en su momento, revelará quiénes se oponen al proyecto.

“En el tema de Agua Saludable para La Laguna, porque tenemos ahí oposición de políticos, retrógradas, corruptos, que ni siquiera están entendiendo  que se trata de la salud del pueblo. Entonces, por sus intereses caciquiles y queriendo sacar raja están tratando de impedir que se lleve a cabo el proyecto", dijo AMLO.

“Ayer tomé la decisión de nombrar a Gabriel García, que es senador, va a pedir licencia para hacerse cargo del programa de Agua Saludable, porque habíamos acordado de que no iba a haber problema, pero son muy mañosos, están acostumbrados a tirar la piedra y esconder la mano. Voy yo y me dicen: ‘No hay problema, aquí todos ayudamos’, y ahora ya hay dos amparos y están promoviendo otro más”, dijo el primer mandatatrio.

El primer mandatario consideró urgente resolver el problema del agua en La Laguna, situación a la que se han sumado algunos empresarios, para resolver la contaminación de arsénico en La Laguna.

“No es posible tener plantas de tratamiento de arsénico para consumo de agua para seres humanos; además, ya con problemas, no quiero atribuirlo sólo a eso, porque también la minería ha afectado, pero hay problemas de cáncer fuera de lo, vamos a decir, normal, de manera atípica. Entonces, todos tenemos que ayudar”, dijo.

jorge.monroy@eleconomista.mx