En la primera entrega comenté los avances del sector agropecuario de Yucatán, en esta segunda parte mencionaré lo que entidades de la banca de desarrollo del país, como FIRA, realizan de manera estratégica para la atención de las redes productivas con mayor potencial

 

La producción agrícola del estado reportó un valor de 3,608 millones de pesos, también es conveniente mencionar que las actividades con mayor crecimiento son la producción pecuaria con un valor de la producción que en el 2016 pasó de 12,606 a 13,750 millones de pesos, con una participación de carne de cerdo de 40 y 30% de carne de pollo, siendo las redes de mayor importancia. El sector pesquero también presentó un crecimiento importante en el mismo periodo pasando de 1,109 a 1,369 millones de pesos, en donde el pulpo representa una participación de 60 por ciento.

Cabe destacar que la dinámica de crecimiento de las redes productivas porcícola y de captura de pulpo, durante los últimos cinco años, es sobresaliente con un promedio de 10 y 18%, respectivamente, de crecimiento cada año.

En el caso de FIRA, esta institución continúa fortaleciendo a las empresas del sector agroalimentario y rural del país y, en el caso específico de Yucatán, impulsando el desarrollo competitivo y sostenible de los proyectos productivos de los actores del sector agroalimentario a través del financiamiento, programas y esquemas de capacitación y asistencia técnica, lo cual se ha visto reflejado al cierre del 2017 con saldos de cartera crediticia positivos a través de su red Intermediarios Financieros entre bancos, sofomes, uniones de crédito y sociedades cooperativas de ahorro, ofreciendo diversas opciones de crédito para la industria agroalimentaria, productores, organizaciones y empresas del Estado.

Las redes con mayor crecimiento en las que se ha enfocado esta entidad de la banca de desarrollo son la porcicultura y la industria alimentaria, comercio y servicios y, para crecer en ambas redes productivas, el apoyo integral que considera crédito, garantías, apoyos para la inversión fija, desarrollo empresarial, fomento a las tecnologías verdes así como productos y servicios financieros innovadores, que permiten con este enfoque atender las necesidades que se han dado como resultado del crecimiento en la producción nacional de carne de cerdo y un importante crecimiento en la infraestructura para engorda con un programa de desarrollo de proveedores de la industria; además de un incremento en inversión privada en infraestructura, equipo de proceso, centros de distribución y transporte.

En el estado de Yucatán, FIRA cuenta con dos agencias de operación en las ciudades de Mérida y de Valladolid, cuyos domicilios pueden ubicarse fácilmente a través del sitio web www.fira.gob.mx, en donde los interesados podrán acudir en días hábiles y serán atendidos por personal ampliamente capacitado para asesorar tanto a los productores, sus organizaciones y empresas, así como a los ejecutivos de los Intermediarios Financieros, a fin de facilitar el acceso al crédito por medio de operaciones de fondeo de recursos y el otorgamiento de garantías.

*Juan Antonio Villaseñor Valenzuela es el residente estatal de FIRA en Yucatán. La opinión es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.

javillasenor@fira.gob.mx