Washington- Las ventas de casas nuevas en Estados Unidos bajaron en enero, pero una revisión al alza de los datos de los meses previos y una caída en la oferta de propiedades en el mercado se sumaron a crecientes señales de recuperación en el sector inmobiliario.

Las ventas de casas nuevas cayeron 0.9% en enero, a una tasa anualizada y ajustada por estacionalidad de 321,000 unidades, dijo el viernes el Departamento de Comercio.

El dato de diciembre fue revisado al alza a 324,000 unidades, el mayor nivel en un año, desde 307,000 unidades informadas previamente.

Economistas consultados por Reuters esperaban ventas a una tasa anual de 315,000 unidades. En comparación con enero del año pasado, las ventas de casas nuevas subieron 3.5 por ciento.

Pese a las débiles ventas el mes pasado, los detalles del informe ofrecieron nuevas señales de una recuperación económica en el mercado inmobiliario con el ratio inventario/ventas mensuales de casas en el mercado cayendo a 5.6 meses, su menor nivel desde enero del 2006.

Eso se compara con 5.7 meses en diciembre. Una oferta de 6 meses es generalmente considerada ideal, con mayores lecturas indicando agudos declives en los precios.

El precio medio para una casa nueva subió 0.3% a 217,100 dólares, su mayor nivel desde octubre, pero 9.6% más bajo en comparación con enero del año pasado. La cantidad de viviendas nuevas en el mercado fue la menor jamás registrada.

Datos divulgados esta semana mostraron que las ventas de casas de segunda mano subieron en enero a un máximo nivel en un año y medio.

La confianza entre los constructores de casas este mes se aproximó a un máximo nivel en cinco años y los constructores están realizando más proyectos residenciales, en reflejo del tono generalmente optimista de la economía.

Aún así, tanto las ventas como la construcción de casas continúan mucho más bajas que sus niveles del 2005.

La Reserva Federal ha sugerido varias formas en que las autoridades podrían intervenir para ayudar al golpeado mercado y está considerando comprar más valores respaldados por hipotecas para reducir aún más las tasas hipotecarias.

Las ventas de casas nuevas el mes pasado subieron en dos de las cuatro regiones analizadas, pero cayeron con fuerza en el oeste y en la región central.

El mercado de casas nuevas enfrenta una fuerte competencia del de casas usadas, muchas de las cuales se están vendiendo con enormes descuentos debido a ejecuciones hipotecarias.

ros