Los títulos de las instituciones financieras encabezaron los avances en los mercados accionarios del mundo con alzas superiores a 10% en la mayoría de los casos, pero hubo otros que gananaron más de 20%, después de acordarse el plan de rescate por casi 1 billón de dólares en busca de frenar el contagio de la crisis de deuda de Grecia.

Las acciones del español Santander y el francés Société Générale encabezaron los avances con alzas de poco más de 23%, cada uno, seguido de cerca del Banco Bilbao Vizcaya Argentaria (BBVA) que ganó 22 por ciento.

De acuerdo con analistas, el fuerte avance que presentó el sector bancario es entendible considerando el descenso que han presentado en el último mes, por lo que coinciden en que gran parte del alza no se trata más que de un rebote técnico.

El retroceso que los títulos de Société Générale y Santander acumulaban era de 29.5 y 28%, respectivamente.

Inversionistas castigan

Las acciones de los bancos fueron fuertemente castigadas, al ser los más expuesto a una crisis de deuda de la zona euro, por la cantidad de bonos soberanos que tienen en sus carteras.

Por ejemplo, los bancos alemanes y austriacos tienen unos riesgos superiores a los 34,000 y 4,600 millones de euros, respectivamente, en Grecia.

Sin embargo, son las entidades francesas las que tienen la exposición más elevada con un monto cercano a los 57,000 millones de euros.

La posible salida que se veía a esta situación era una reestructura de deuda, que implicaba medidas como la disminución de capital o cambio de deuda por una de mayor plazo y menor tasa, lo que sin duda implicaría importantes pérdidas en los balances de los bancos.

Lo anterior explica el que este tipo de acciones fueran las primeras de las cuales se quisieran deshacer los inversionistas.

Sin embargo, no sólo en el mercado accionario se observaron grandes movimientos, en el de deuda, la rentabilidad del bono español a 10 años pasó de 4.43 a 3.93%, un ajuste nunca antes visto desde la existencia del euro.

Lo anterior permitió que el diferencial con el bono alemán cayese por debajo de los 100 puntos básicos.

[email protected]