La adquisición por parte de Fibra Uno de un portafolio de cuatro planteles universitarios que pertenecen a Grupo Icel y que se ubican en Guadalajara fue bien vista por los analistas.

Especialistas de Accival, Intercam y Monex calificaron de positiva la operación, ya que la compra añadirá 76,500 metros cuadrados de área rentable bruta y se espera que genere una utilidad operativa neta de 218 millones de pesos, que equivale a una tasa de capitalización implícita de 9.5 por ciento.

Para Accival, la transacción consistió en un sale and leaseback, ya que Icel venderá los inmuebles para después pagar una renta por ellos, mediante un contrato de arrendamiento triple neto; es decir, el arrendatario paga impuestos de la propiedad, seguros y mantenimiento general, con una vigencia de 10 años y una extensión de 10 años.

La casa de bolsa explicó que la compra representa 25% del plan de adquisiciones a corto plazo de 9,300 millones de pesos que presentó Fibra Uno en su reciente reunión con inversionistas y analistas en Nueva York.

Un análisis de Intercam coincidió en que la transacción es positiva , sobre todo si se compara con la operación del portafolio Indiana que se concretó en el 2014 y que consistió en 13 planteles del Grupo Icel.

A ello se suma que el precio por metro cuadrado resultó más atractivo para esta última venta, misma que se denominó lamar con respecto a Indiana.

Intercam destacó que los inmuebles no tienen deuda y Fibra Uno comenzará a recibir rentas de este portafolio a partir del 1 de diciembre del 2015.

Creemos que se trata de una señal favorable para los inversionistas, sobre todo si se toma en cuenta el avance real en los objetivos que se propuso la propia administración , expresaron.

[email protected]