El peso mexicano inicia la semana con pérdidas y toca su peor nivel desde el 6 de junio, poco más de dos meses. El dólar escala ante el sentimiento de aversión al riesgo por las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos, y por los temores a una recesión global. El tipo de cambio se ubica en el nivel de 19.8101 unidades.

Temprano, se dio a conocer a los mercados el dato de inflación en la zona euro, con un registro interanual a julio de 1%, inferior a la previsión del mercado. En la comparación mensual, el dato fue de -0.5% y encendió las alarmas entre los inversionistas tras la caída de -0.1% del Producto Interno Bruto (PIB) trimestral de Alemania.

El dólar-peso opera en un rango amplio de 21 centavos. Al momento, su registro máximo del día es de 19.8277 peso, mientras el mínimo se ubica en 19.6093 unidades. Comparado con su cierre del viernes, de 19.6035 unidades, presenta una pérdida intradía de 20.66 centavos con una variación de 1.05% en favor del billete verde.

 

El Índice Dólar (DXY), que mide la fortaleza de esa divisa contra una canasta de seis monedas de referencia, registra un movimiento positivo de 0.08% hasta un nivel de 98.22 unidades. El dólar se aprecia frente a otras monedas relevantes por un repunte en los bonos del Tesoro de Estados Unidos, que cayeron la semana pasada.

Como el peso, otras divisas pertenecientes a mercados emergentes como el rublo ruso, la lira turca, el real de Brasil y el rand sudafricano, que son consideradas activos de riesgo, registran retrocesos. El nerviosismo entre los participantes del mercado cambiario los empuja hacia divisas que son consideradas inversiones seguras.

Los mercados no consideraron el mensaje en Twitter del presidente estadounidense, Donald Trump, quien aseguró este fin de semana que los diálogos con China avanzan. Tras escribir: "¡Lo estamos haciendo muy bien con China y estamos hablando!" lanzó un segundo mensaje en el que refirió los aranceles sobre el país asiático.

[email protected]