La moneda mexicana abrió operaciones en el mercado asiático el domingo por la tarde con una ligera depreciación de 0.11% o 2.40 centavos, a 21.1270 unidades por dólar, frente al cierre oficial del Banco de México el viernes de 21.1030 pesos por billete verde.

El peso se apreció el viernes ligando tres días de avances, a pesar de una mayor cautela de los inversionistas, quienes esperan un acuerdo entre la Casa Blanca y el Senado de Estados Unidos sobre un nuevo estímulo fiscal.

En las últimas tres jornadas, el peso acumuló un alza de 0.84%, sin embargo en la semana pasada  tuvo una depreciación marginal de 0.1 por ciento.

Por su parte, en Wall Street los futuros del Dow Jones subían el domingo 0.35% a 28,508 unidades, los del S&P 500 avanzaban 0.45% a 3,478 unidades y los del tecnológico NASDAQ ganaban 0.67% a 11,876.5 puntos.

Wall Street terminó dispar este viernes luego de tres sesiones consecutivas a la baja, con el Dow Jones sostenido por indicadores positivos sobre la economía de Estados Unidos y la esperanza de un nuevo plan de estímulo a la economía.

El viernes el Dow Jones ganó 0.39% pero el NASDAQ perdió 0.36% y el S&P 500 cerró prácticamente estable, con una ganancia marginal de 0.01 por ciento.

Los inversionistas recibieron con agrado los datos de ventas minoristas en septiembre y una mejora en la confianza de los consumidores que se ubica en un máximo desde el inicio de la pandemia.

termometro.economico@eleconomista.mx