Merck & Co Inc incumplió el jueves sus estimaciones de ganancias del primer trimestre y pronosticó un impacto mayor de lo esperado en sus ventas de 2021, ya que la pandemia afectó la demanda de fármacos que requerían ser administrados en hospitales y clínicas.

Las acciones de la firma, que cotizan en la Bolsa de Nueva York, caen casi 4.40% en una reacción a sus datos. La farmacéutica también dijo que sufrió un impacto en sus ventas de casi 600 millones de dólares en el primer trimestre debido a la emergencia sanitaria.

 

Merck espera que la pandemia del Covid-19 afecte sus ingresos de 2021 en 3%, contra su cálculo anterior de 2%, ya que muchos de los medicamentos de la empresa tenían que ser administrados en consultorios, que estuvieron cerrados por cuarentenas y restricciones.

Con su reporte también informó al mercado que espera que los estragos en sus ventas se extiendan durante el primer semestre de 2021 y que colocaría dosis de su fármaco Gardasil en mercados fuera de Estados Unidos para reducir las pérdidas que generó la pandemia.

Las ventas de la terapia contra el cáncer Keytruda aumentaron 18.7% a 3,900 millones de dólares, sin embargo, el dato fue inferior a las previsiones consenso de analistas de Wall Street, que esperaban de Merck & Co una facturación de 3,980 millones de dólares.

Las ganancias netas de la farmacéutica bajaron a 3,180 millones de dólares o 1.25 dólares por acción en el trimestre finalizado el 31 de marzo, comparadas con los 3,220 millones de dólares o 1.26 dólares por papel, reportadas para el mismo periodo del año anterior.