CaixaBank colocó 1,000 millones de euros en deuda subordinada a 10 años uniéndose a Santander y BBVA que, entre enero y los primeros días de febrero, acudieron al mercado para emitir deuda computable a término de las exigencias de capital.

Los tres grandes bancos españoles han acudido en el 2017 a este tipo de operaciones que los expertos creen que serán las protagonistas del mercado de deuda a lo largo del año.

CaixaBank ofreció un cupón de 3.5%, es decir, 335 puntos básicos sobre midswap, la referencia europea para las emisiones en euros.

Este elevado precio contrasta con las emisiones realizadas por el resto de entidades. Santander, que también colocó 1,000 millones de euros a 10 años, ofreció 255 puntos básicos sobre midswap y BBVA, con otros 1,000 millones al mismo vencimiento, fijó el precio de su deuda en 270 puntos básicos sobre la referencia.

CaixaBank tiene una calificación crediticia menor, lo que lleva a los inversionistas a exigir un precio superior por su deuda, especialmente si ésta tiene capacidad de absorción de pérdidas , señalan fuentes del mercado.Pese a ello, no ha sido ni mucho menos una mala colocación para la entidad, que ha captado una importante demanda que le ha permitido reducir el precio desde una valoración inicial de 340 puntos básicos sobre midswap. Los libros se han cerrado en unas horas con una demanda de 2.000 millones de euros, dos veces la cantidad finalmente adjudicada.

Como particularidad de la emisión y principal diferencia respecto a las realizadas este año por el resto de entidades, CaixaBank se reserva una opción de call a los cinco años. Esta particularidad permitiría al banco amortizar la colocación en el 2022, si considerase que la situación le es favorable (por ejemplo, si pudiera refinanciar la emisión a una tasa más baja).

La operación realizada por CaixaBank sirve de termómetro del mercado y augura elevados costes para las emisiones de deuda anticrisis que el resto de bancos españoles tendrán que llevar a cabo para cumplir con los requisitos de MREL (imputables a las entidades europeas).