Washington. El presidente Donald Trump pide que la mayoría de senadores republicanos (52/100) sea suficiente para ratificar a Neil Gorsuch como nuevo miembro de la Corte Suprema. A este acto se le conoce como: opción nuclear . El reglamento apunta a 60 los votos necesarios que se requieren para ratificar a quien sería el nuevo integrante de la Corte.

En la Casa Blanca un día después de que nominó a Gorsuch, Trump respaldó un escenario que involucraría que la mayoría republicana modifique unilateralmente las reglas del Senado por encima de las objeciones de la minoría demócrata.

Podría ocurrir si los demócratas tratan de bloquear la confirmación de Gorsuch con tácticas dilatorias, como lo está exigiendo la base liberal. El cambio de reglas le permitiría al Partido Republicano confirmar a Gorsuch con una mayoría simple en lugar de los 60 votos necesarios en la actualidad.

Dirigiéndose desde la Casa Blanca a Mitch McConnell, el líder republicano de la Cámara Alta, Trump dijo: Si terminamos teniendo una parálisis, yo diría, ‘si puedes, Mitch, ve por (la opción) nuclear’ . Con respecto a Gorsuch, el mandatario dijo que sería una vergüenza absoluta si un hombre de esta calidad quedara atrapado en la red .

Trump realizó sus comentarios mientras Gorsuch recorría el Capitolio, escoltado por el vicepresidente Mike Pence, donde recibió un derroche de elogios por parte de los senadores republicanos.

Divisiones entre demócratas

La noticia fisuró al bloque demócrata. Chuck Schumer, líder de la minoría en la Cámara Alta, enfrentó una intensa oposición de los electores al nominado de Trump, al tiempo que media docena de senadores demócratas que representan a estados conservadores donde habrá reelección el próximo año sintieron el riesgo que corren para conservar su escaño, ya que podrían sentirse presionados para que apoyen a Gorsuch.

El presidente presentó una nominación sobresaliente; todos estamos encantados y a la espera de dar inicio al proceso de confirmación , mencionó McConnell de pie junto a un sonriente Gorsuch en la oficina de ceremonias del senador en el Capitolio.

McConnell no ha dicho si invocaría la opción de mayoría simple si la minoría demócrata bloquea la confirmación de Gorsuch, pero ha afirmado reiteradamente que, de una manera u otra, el juez será confirmado.

Los demócratas aún están indignados por la manera como los republicanos trataron al juez Merrick Garland, designado por el entonces presidente Obama para ocupar la banca vacante en el tribunal por la muerte del magistrado Antonin Scalia el año pasado. McConnell nunca permitió ni siquiera una audiencia sobre Garland a lo largo de 10 meses, bajo el argumento de que dicha decisión le correspondía al presidente siguiente.