Madrid.- La economía española, que acaba de salir de la recesión, siguió mostrando signos de recuperación en abril, aunque siguen existiendo incertidumbres, declaró el Banco de España en su boletín económico del mes de mayo.

"Los escasos datos disponibles sobre el segundo trimestre del año -que corresponden, básicamente, al mes de abril- apuntan, en general, a la continuación del proceso de recuperación de la confianza y de mejora de las expectativas de los agentes", indicó el banco central español.

" Sin embargo, todavía no se han recogido señales sobre el impacto en la evolución económica a corto plazo del recrudecimiento de las tensiones financieras que ha tenido lugar en los mercados de deuda en las últimas semanas y de la respuesta del Gobierno adoptando importantes medidas de ajuste fiscal", apuntó el banco.

Dudas

La economía española entró en recesión a finales de 2008, empujada por el fin de la llamada 'burbuja inmobiliaria', y salió en el primer trimestre de este año, cuando el producto interior bruto (PIB) registró un crecimiento del 0.1 por ciento.

Pero en las últimas semanas, la degradación de sus finanzas provocó el miedo de los mercados. El déficit público llegó al 11.2% del PIB en 2009 y dos agencias de calificación financiera, StandardetPoor's y Fitch, bajaron la nota de España debido a las malas perspectivas de crecimiento a medio plazo.

El presidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, se vio obligado a adoptar duras medidas de ahorro, presionado por los mercados y por varios países de la zona euro.