Manila. El presidente filipino Rodrigo Duterte ordenó a las fuerzas del país establecer una presencia en todas las islas de soberanía filipina en el mar de China meridional, decisión que calificó como una carrera para controlar territorio en la región.

Parece que todo el mundo se está apropiando ahí de las islas. Así que mejor será que vivamos en las que todavía están sin ocupar. Ahora son nuestras, las reivindicamos , dijo Duterte a periodistas durante una visita a una base militar en Palawan, cerca de las aguas en disputa.

Es poco probable que el plan de ocupación de Duterte sea bien recibido por China, que reclama casi todo el mar de la China meridional, Brunéi, Malasia, Filipinas, Vietnam y Taiwán.

Tenemos que fortalecer 10 islas y construir en ellas búnkeres o viviendas , expresó el mandatario.

Duterte no aclaró cómo podría implementar la orden. Algunas islas son diminutas, por lo que necesitarían complejas obras de preparación antes de construir infraestructura.

Duterte comentó que podría visitar la isla Thitu, la más grande de las islas Spratly, que es controlada por Filipinas, y construir cuarteles para militares que operan ahí.

En el próximo Día de la Independencia, podría ir a la isla Pagasa a izar la bandera , dijo Duterte, usando el nombre local para la isla Thitu.

Filipinas celebrará el 12 de junio el aniversario 119 de su independencia luego de más de tres siglos de dominio español.