Bogotá. Los colombianos reactivaron con fuerza las protestas contra el gobierno de Iván Duque, con marchas y bloqueos en ciudades como Bogotá, donde estallaron disturbios que dejaron al menos 10 heridos y 62 detenidos.

La policía enfrentó con gases lacrimógenos, granadas aturdidoras y chorros de agua a encapuchados que lanzaron piedras y generaron destrozos.

La alcaldía de Bogotá reportó 19 puntos de concentración, en algunos de los cuales registraron disturbios protagonizados por “una minoría de manifestantes”.

Al menos cinco policías y cinco civiles resultaron heridos en los choques, informó el secretario de Gobierno, Luis Ernesto Mejía.

Además, 62 personas quedaron bajo arresto por “actos de vandalismo, por agresiones a miembros de la fuerza pública”, agregó. Seis estaciones del sistema de transporte masivo TransMilenio sufrieron daños.

Espiral de violencia

La alcaldesa de Bogotá, la centroizquierdista Claudia López, estableció un protocolo para evitar la violencia durante las movilizaciones que prevé una instancia de diálogo antes de activar el uso progresivo de la fuerza policial.

El movimiento de protesta, que congregó multitudes a finales del año pasado, volvió a las calles con un amplio pliego de peticiones que exigen un cambio de rumbo al gobierno conservador que se instaló en agosto del 2018.

Además de cuestionar la política económica, los jóvenes denuncian la espiral de violencia que envuelve a los activistas de derechos humanos y líderes sociales desde que se firmó la paz en el 2016 con las FARC, la antigua guerrilla convertida en partido político.

Mientras que la cancillería colombiana informó  en su cuenta de Twitter que solicitará a Estados Unidos, a la Unión Europea y a otros países incluir a las disidencias de las FARC en las listas de organizaciones terroristas como parte de una estrategia para cerrarles espacio a sus actividades criminales.

“Cancillería anuncia el inicio de gestiones diplomáticas a través de embajadas para la inclusión del Grupo Armado Organizado Residual como organización terrorista”, escribió.