Adquirir un autoseminuevo mediante trato directo con el vendedor conlleva varios riesgos, sobre todo ahora que la venta de estos autos ha aumentado.

Debido al programa hoy no circula, este año la venta de autos usados incrementó 10%, según datos de la Asociación Nacional de Comerciantes en Automóviles y Camiones Nuevos y Usados (Anca).

Al respecto, el portal de compraventa de vehículos Carmatch refiere que una de las primeras preguntas que se tiene que responder es si quiere un auto automático o manual; si es preferible de cuatro puertas o cinco, y si desea viajar fuera de la ciudad con el vehículo.

También hay que decidir si adquirirlo de un particular o de una agencia. En una agencia se tiene la seguridad de que los papeles estén en forma y con opciones de crédito, añadió la página en un comunicado.

Para no perderse en el proceso de compra, se recomienda lo siguiente:

  1. Revisar estado del vehículo. Antes de comprar un auto, revise que el estado del vehículo no tenga algún reporte de robo mediante el Registro Público Vehicular (Repuve). También compruebe que los papeles estén en regla, y las verificaciones realizadas y el pago de tenencia hecho. Todo esto, por pesado que parezca, le puede ahorrar dinero.
  2. Checar el modelo. Hay ocasiones en las que nos gusta el modelo por cómo se ve, pero no se toma en cuenta si el auto cambiará de generación, lo que implica que se devalúe más rápido que otros, y que en un futuro se complique su venta. Es mejor esperar si el vehículo va a actualizar su modelo.
  3. Estado de la carrocería. Si una vez que lo vio no pudo pensar en algún auto más, entonces es momento de que revise si no ha sufrido de algún choque. Esto se observa en la pintura del auto, ya que puede haber cambios de tonalidades. Si se ven ciertas grietas en la pintura, es probable que la unidad haya sido reparada en esa parte y que los materiales no fueron de la mejor calidad.
  4. Interiores. Si el auto es para su familia, revise si tiene el espacio suficiente para que estén todos cómodos, sobre todo si saldrán de viaje. También compruebe si los asientos son cómodos, si existe facilidad de entrar y salir del vehículo y si soporta la suspensión del peso. Otro aspecto importante es la comodidad en el volante y que sea fácil accionar el clutch.
  5. Opciones de compra. Comprar un auto no sólo implica un único gasto, también se debe pensar en su mantenimiento. Si cree que no puede hacer un gasto fuerte al principio, existen agencias donde se dan diversas opciones de financiamiento que se ajustan a las necesidades de cada persona.