La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) recuperó de enero a noviembre de este año 66.9 millones de pesos en favor de quienes solicitaron el servicio de Defensoría Legal Gratuita.

La dependencia destacó que el monto devuelto significó un incremento de 11.3% respecto del mismo periodo del 2016 (55.6 millones de pesos), con un resultado en favor de los usuarios de servicios financieros en 97% de los juicios representados.

Los principales productos financieros que generaron las defensas legales del organismo en los  primeros 11 meses del año corresponden a demandas por tarjetas de débito, en 33.7% de los casos, y tarjetas de crédito, con 19.3% de las defensorías.

Siguiendo con lo anterior, 8.6% de las intervenciones legales gratuitas se relacionaron con cuenta de cheques; 6.8% fue por daños-automóviles, 5.9% para cuentas de ahorro; 5.4% de cuenta de nómina y solamente 3.6% fue por motivos de cajeros automáticos (ATM).

En cuanto a las defensas legales por plásticos de débito, la principal causa fue por consumos no reconocidos, le siguió la disposición de efectivo en cajeros automáticos no reconocido y por las transferencias electrónicas sin reconocimiento.

Por su parte, en tarjeta de crédito, además de considerarse los consumos no reconocidos con el producto y retiros en ATM, también las demandas derivaron por consumos vía Internet no realizados.

Con respecto a la cuenta de cheques, la entidad refirió que la primera causa fue por un cheque pagado no reconocido por el titular, le siguen las transferencias electrónicas no reconocidas y el último correspondió a cargos no reconocidos en la cuenta.

La dependencia que encabeza Mario Di Costanzo señalo que de acuerdo al proceso de atención, una vez que sean agotadas las instancias conciliatorias, es decir, los procesos de gestión ordinaria o electrónica conciliación y dictamen, el usuario puede solicitar la representación legal de la instancia ante la autoridad en un juicio contra alguna institución financiera, siempre que existan elementos jurídicos suficientes y no se cuente con los medios económicos para contratar abogados.

La dependencia indicó que el servicio de defensoría legal es gratuito y en todos los casos quedarán a cargo del usuario los honorarios de los peritos y demás gastos que origine el juicio, así como los costos que, en su caso, deriven de resoluciones adversas emitidas por las autoridades jurisdiccionales.

“La Condusef reitera su compromiso de proteger y defender a los usuarios de servicios financieros y les recuerda que ante cualquier duda o reclamación en contra de una institución financiera, pueden acercarse a esta Comisión Nacional”, comentó la dependencia. (Con información de Notimex)