Esperar y comparar. Esa es la recomendación de los especialistas a los clientes de Citibanamex luego de que Citigroup anunció el martes la venta de la mayor parte de su negocio en México.

Se trata del negocio de tarjetas, nómina, cartera hipotecaria, crédito familiar y empresarial, la afore y la aseguradora.

En este momento no experimentarán ningún cambio, pero sí deberán poner lupa en la calidad de los servicios financieros que reciben hoy para tomar decisiones en un futuro sobre si se quedan o se van, coincidieron expertos consultados.

“Pueden ser muy buenas noticias para la clientela de Citibanamex si es que el eventual comprador, ya sea nacional o extranjero, lo hace con la intención de entregar mejores servicios de lo que hace Citibanamex”, dijo Raymundo Tenorio, profesor emérito del Tecnológico de Monterrey.

De acuerdo con el Buró de Entidades Financieras, elaborado por la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), Citibanamex es el líder en quejas ante el organismo.

De enero a junio del 2021 (los datos más recientes) Citibanamex registró 481,982 quejas ante la Procuraduría. Por encima de otros bancos como Bancoppel con 448,009; 338,484 de BBVA y 351,478 de Santander en el mismo periodo.

El número de quejas también está relacionado con el número total de clientes por lo que, medido con el índice de reclamación por cada 10,000 contratos, el líder es Bancoppel con 51.8, le sigue Citibanamex con 37.1, BBVA con 20.7 y Santander con 48.8.

En términos de sanciones, está a la cabeza. De enero a junio de 2021 la empresa acumulaba 58 sanciones por un monto de 2.1 millones de pesos.

En el mismo periodo Santander tuvo 16 por un monto similar de 2.1 millones de pesos, seguido por BBVA con 13 por un monto de 2.2 millones.

“Son buenas noticias también porque, si es un comprador extranjero, podría implicar mayor competencia, en términos de servicio o tasas de interés”, ejemplificó el académico.

Los créditos se siguen pagando

Las personas que tengan contratado con la institución financiera un crédito de tarjeta, de nómina, empresarial o hipotecario deberán seguir pagando, aclararon los expertos.

“Ya sea que las personas tengan un crédito, una cuenta de débito o quienes tienen contratada la afore, en este proceso en lo que se hace la venta, no tiene ninguna implicación para ellos. Todo sigue igual”, dijo Jorge Sánchez Tello, director del Programa de Investigación Aplicada de la Fundación de Estudios Financieros (Fundef).

“La gente que tiene un crédito lo tiene que seguir pagando. Realmente a nivel cliente no hay ninguna implicación. Sus ahorros no corren peligro”, agregó.

Los analistas coincidieron en que la puesta en venta es un movimiento por estrategia de negocio y no por quiebra.

El banco no está quebrado, aclaró el especialista de Fundef.

Y, aunque no es el caso, es importante recordar que todos depósitos bancarios están protegidos por el seguro de depósito del Instituto para la Protección al Ahorro Bancario que cubre los ahorros en cuentas bancarias hasta por 40,000 Unidades de inversión, equivalente a 2.8 millones de pesos aproximadamente por persona y por banco.

Por último, quienes tienen una cuenta de ahorros, inversiones o sus ahorros para el retiro en la afore no experimentarán ningún cambio excepto quizá que observará algún cambio de imagen en el futuro, coinciden expertos.

Se vale comparar

Una vez que se realice el cambio de timón, los usuarios tendrán mayores elementos para decidir si se quedan con el servicio que ofrecerán los nuevos dueños o se mudan.

En México hay 51 bancos operando y 10 administradoras de ahorro de fondos para el retiro, por lo que, en caso de estar inconformes, tienen opciones para elegir.

Actualmente la afore de Citibanamex tiene 9.6 millones de ahorradores y administra 833,219 millones de pesos, con cifras al cierre de noviembre.

El martes Citigroup comunicó que saldrá de los negocio de banca de consumo y banca empresarial de Citibanamex, como parte de su nueva visión estratégica. Citi continuará operando su Negocio de Clientes Institucionales con una licencia bancaria local.

ilse.santarita@eleconomista.mx