El estado de Querétaro ofrece una gran oportunidad de inversión en los sectores automotriz y aeronáutico para las empresas vascas, aseguró el delegado del País Vasco en México, Ibon Mendibelzua. Lo anterior, principalmente, para compañías de mayor tamaño, como Tear 1.

Mencionó que desde el 2013, cuando las autoridades de Euskadi visitaron la entidad, hubo una atracción por estas industrias y por la participación de sus compañías en otros estados del Bajío, como Guanajuato.

El delegado destacó que hay alrededor de cien empresas vascas instaladas en México, de las cuales 40% se ubica en el Bajío y la mitad de estas últimas (20% del total) se encuentra en Querétaro, lo cual refleja el interés que hay por esta zona.

El País Vasco tiene un Plan México, el cual está aprobado por todas las autoridades (vascas): el gobierno (central), gobiernos provinciales, cámaras de comercio y algunos municipios; hay una postura común de venir a México , mencionó Mendibelzua.

El plan, agregó, incluye ocho estados: Querétaro, Guanajuato, Nuevo León, Jalisco, Estado de México, Puebla, Aguascalientes, San Luis Potosí y Ciudad de México.

El primero de ellos (es) Querétaro, el principal ámbito es el automotriz y el segundo, el aeronáutico , sostuvo el delegado.

Empresas solventes

El representante vasco dijo que, actualmente, la relación comercial y de negocio entre ambas entidades ha permitido que empresas vascas hayan podido venir a Querétaro, y a México en general, a instalar sus operaciones.

Se trata de firmas con inversión y recursos suficientes, aunque en España la economía no se ha recuperado y las compañías se encuentran con expectativas moderadas.

Son empresas que tienen músculo financiero, que tienen dinero para poder arriesgarse y venir. Pero, ¿qué sucede con aquellas pequeñas empresas que giran alrededor de la grande, que son talleres especializados de 60, 40 o 20 personas, pueden saltar y venir aquí? No, es aquí donde entra el plan País Vasco-México , comentó.

El plan también considera una ayuda institucional para explorar el mercado mexicano e impulsar a las medianas y pequeñas compañías a que participen en las cadenas de proveeduría del país.

De esta forma, aseguró que la entidad y los estados del Bajío se están convirtiendo en una región de especialización, puesto que tienen una ventaja por su situación económica y ubicación geográfica.

[email protected]