Guadalajara, Jal. La industria alimenticia de Jalisco la segunda más importante a nivel nacional, al aportar 11.6% al Producto Interno Bruto del sector reportó serias afectaciones en algunos giros como panificación, confitería y botanas en el primer mes del año a consecuencia de los ajustes fiscales, así como un alza en energéticos y materias primas.

El Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) de 8% a los alimentos con alto contenido calórico provocó una caída de 15% en las ventas del sector de la panificación, mientras en el resto de la industria apenas se realiza el levantamiento de datos para conocer el impacto real, refirió el presidente de la Cámara de la Industria Alimenticia de Jalisco (CIAJ), Felipe Gómez.

La confitería es una de las fortalezas de la industria alimenticia del estado. En Jalisco se fabrica más de 50% de los dulces que se consumen en México y, sin duda, es una de las ramas de nuestra industria que tiene el mayor riesgo de poder ver disminuido el consumo de esos productos como consecuencia de los incrementos en los precios , destacó.

Aclaró que, además de los impuestos, el alza tanto en energéticos como en materias primas provocó un incremento en el precio de los alimentos; lo cual en algunos casos ya se reflejó en una disminución de su consumo y en otros podría ocurrir próximamente.

ABARROTEROS

Por su parte, el presidente de la Asociación Nacional de Tiendas de Abarrotes (Antab), Víctor Guillermo Hernández, reportó un desplome de 35% en las ventas de los pequeños comercios.

Detalló que la baja en el consumo se presentó en refrescos, botanas, pan y alimento para mascotas; prácticamente en todos los productos a los que aplicaron el IEPS y en los que les aumentaron el impuesto .

Adicional al impuesto, las empresas productoras de botanas, pan y refrescos aplicaron sus propios incrementos y de diciembre a la fecha, dice, el alza en esos productos va de 30 hasta 40% en algunos casos, por lo que exigió la intervención de la Secretaría de Economía y la Procuraduría Federal del Consumidor para evitar abusos.

Por ejemplo, el Squirt de dos litros que produce Grupo Peñafiel en la primera quincena de diciembre tenía un costo al público de 14 pesos; ahora es de 18. Es decir, tuvo un aumento de 28.5% y las Sabritas han tenido tres aumentos, uno a partir del 15 de diciembre, otro a finales del año y uno más a principios de este año .

[email protected]