Guadalajara, Jal. El desabasto de gasolina en el estado de Jalisco, que ya alcanzó las tres semanas, desató un nuevo enfrentamiento entre el gobernador Enrique Alfaro Ramírez y el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador.

Luego que el gobernador ha insistido en denunciar incumplimiento de Petróleos Mexicanos (Pemex) y falta de respeto del gobierno federal hacia Jalisco, López Obrador afirmó que Alfaro Ramírez “no es serio, es publicitario”.

Durante la rueda de prensa de este miércoles, el presidente de México fue cuestionado sobre lo escrito por el mandatario jalisciense en sus redes sociales la noche previa, afirmando que el problema de desabasto que se vive en Jalisco en muy diferente al resto del país.

“Es preocupante que aquí lleva casi 19 días, mientras que en otros lugares como la Ciudad de México sólo tuvieron tres días de crisis. O como en Puebla que no ha tenido un sólo día de desabasto a pesar de ser identificado como uno de los estados con mayor índice de robo de hidrocarburos y ductos perforados”, señaló Alfaro Ramírez.

Al respecto, López Obrador aseguró que no se ha cambiado de estrategia en el combate al robo de hidrocarburos y que pronto Jalisco verá regularizado el abasto de combustible; también indicó que este martes se abasteció a la entidad con 50,000 barriles.

Reiteró que el abasto de al estado continúa pese a que se detectaron cuatro tomas clandestinas en el ducto Salamanca-Guadalajara.

En respuesta, Alfaro Ramírez publicó en redes sociales este miércoles un video en el que muestra las largas filas de automovilistas esperando cargar gasolina.

Luego, detalló la situación que enfrenta cada uno de los municipios por la falta de gasolina. En el caso de Tapalpa (Pueblo Mágico que vive del turismo), señaló afectación en la prestación de servicios públicos y vehículos de emergencia; en Tequila (también Pueblo Mágico) advirtió conflictos sociales debido a la inconformidad de la población por priorizar el abasto para patrullas y ambulancias y, dijo, el turismo cayó 70 por ciento.

El gobernador también citó el municipio de San Juan de los Lagos, donde el desabasto es de 93%, mientras en los municipios de Tala y Ameca, donde hay ingenios azucareros, el corte de caña se limitó a tres días por semana que corresponden a las fechas en que hay combustible.

Reportan afectación

En tanto, aunque en Jalisco no se ha registrado desabasto de diesel, la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) denunció que algunas estaciones de servicio están limitando las cargas de ese combustible a los camiones ante el temor de que también empiece a escasear.

“Sí hay una preocupación en la industria muy fuerte, de que no puedan mover sus productos. Al fin de cuentas somos nosotros como transportistas los que terminamos moviéndolos”, afirmó el delegado de Canacar en Jalisco, José Antonio Rivas Barba.

Por otra parte, el dirigente del organismo, con quien el gobierno federal firmó un convenio para agilizar el abasto de gasolina a través de pipas, pidió mayor celeridad en los procesos para distribuir el hidrocarburo.

“Los tiempos de carga y de descarga de las pipas está siendo de entre tres y cuatro días; entonces, esas 3,500 pipas que son de transportistas de Canacar que están al servicio de Pemex, lo que pedían es que sean más eficientes, que en lugar de esos tres o cuatro días para cargar y tres o cuatro días para descargar, se eficientaran a tres o cuatro horas para cargar y tres o cuatro horas para descargar”, afirmó el delegado.

Rivas Barba añadió que los transportistas esperan asimismo la autorización para que las pipas lleven directamente el combustible desde el lugar donde lo cargan hasta las estaciones de servicio, evitando el doble proceso de descargarlo previamente en una planta de almacenamiento.

[email protected]