Puebla, Pue. La construcción del tren turístico Puebla-Cholula generará inversiones privadas y de gobierno por 85 millones de pesos para la construcción de siete hoteles tipo boutique u hostales, y la recuperación de espacios e inmuebles históricos.

El director ejecutivo de la Asociación Poblana de Hoteles y Moteles, Gustavo Ponce de León Tobón, anunció que empresarios foráneos proyectan hacer tres hoteles boutique y cuatro hostales por un monto de 60 millones de pesos en San Pedro Cholula y San Andrés Cholula, los cuales comparten la denominación de Pueblo Mágico.

Falta infraestructura hotelera

Explicó que ambas localidades, a pesar de haber incrementado su turismo hasta 60% en fines de semana desde que recibieron el reconocimiento de Pueblo Mágico en el 2012, su problema es tener pocos lugares para hospedarse, por lo que los visitantes deben pernoctar en la ciudad de Puebla y de allí viajar 25 minutos.

Entre los dos municipios suman 20 hoteles, los cuales cuentan con aproximadamente 300 habitaciones, lo que representa una oportunidad para abrir más establecimientos de este tipo.

Ponce de León Tobón indicó que inversionistas de otros estados están en negociación para comprar inmuebles y poder acondicionarlos.

Mencionó que se interesaron por desarrollar hoteles boutique u hostales, ya que Cholula es una región visitada por turistas extranjeros provenientes de Estados Unidos, España y Alemania.

Los tres hoteles boutique estarían arrancando obras en febrero próximo.

Remozamiento urbano

En tanto, el secretario de Infraestructura y Transporte estatal, Diego Corona Cremean, comentó a El Economista que también se realizará una recuperación de inmuebles en el tramo de los 17.4 kilómetros que abarcará la ruta del tren ligero.

Mencionó que cinco estaciones viejas del transporte ferroviario, las cuales se dejaron de usar hace 60 años, serán rehabilitadas como atractivos turísticos. Éstas se encuentran entre San Andrés y San Pedro Cholula, donde también se intervendrán cuatro casonas que corresponden al siglo XIX.

Los trabajos empezarían el próximo mes y fueron autorizados por la delegación del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Explicó que esas obras deberán estar para mayo, cuando entre en operación el tren turístico, que costó 168.8 millones de pesos y que actualmente construye la empresa Impulsora Tlaxcalteca.

Mencionó que tienen ya los permisos para la construcción de la estación, que se ubicará a un lado del Museo de los Ferrocarriles, en Puebla capital, cuyos trabajos empezarán el próximo mes; mientras que para la de Cholula aún esperan la autorización del INAH.

[email protected]