El director del Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM), Federico Patiño, afirmó que el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) es un proyecto rentable, por lo que se puede concesionar.

"Podría concesionarse, sin duda. Desde el punto de vista jurídico y financiero se puede, pero es una decisión de política pública", dijo antes de participar en el XVI Foro Nacional de Turismo.

De esta manera, el funcionario respondió a la propuesta que hizo el candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador de dejar abierta esa posibilidad para evitar que se "derrochen" recursos públicos.

Patiño también consideró que no fue un error que se haya optado por el modelo de concesión y que se optó por la opción de construcción público privada y que el gobierno federal tuviera el control porque se trata de un activo estratégico para el país.

Sobre el modelo de financiamiento, reiteró que el 70% proviene de recursos privados y que lo relacionado con dinero público será recuperado con los flujos económicos que generará la propia terminal y que de haberse optado por la concesión los beneficios los recibiría el sector privado.

Independientemente de la decisión que se vaya a tomar sobre el futuro del NAIM, Patiño dejó en claro que su operación debe estar a cargo de profesionales, porque será el principal punto de conectividad de México con el mundo.

abr