En el nuevo sistema de tickets que Petróleos Mexicanos (Pemex) venderá a los actores de toda la cadena de valor de gasolina y diésel para permitirles comprobar la capacidad de almacenamiento mínimo de la nueva Política de Almacenamiento Mínimo que entró en vigor este mes, la estatal obtendrá recursos adicionales de más de 12,000 millones de pesos anuales y la Tesorería recaudará 1,922 millones de pesos por concepto de IVA, según el análisis de la contraprestación por este servicio dado a conocer por la petrolera.

La tarifa unitaria del ticket de gasolina y diésel vigente a partir del 1 de julio de 2020 será de 0.035 pesos por litro, la cual se multiplicará por el volumen del periodo amparado en el contrato de compra venta de tickets por el número de días de almacenamiento del mes correspondiente, según la fórmula dada a conocer por Pemex. Ésta no incluye el IVA.

Con una demanda diaria de 780,000 barriles de gasolina y de 400,000 barriles diarios de diésel, para un total de 1.180 millones de barriles por día de estos combustibles, la obligación mínima de cinco días será equivalente a 5.9 millones de barriles, que significan 938.1 millones de litros de estos combustibles. Si la tarifa unitaria de los tickets para apartar almacenamiento es de 0.035 pesos, la contraprestación anual calculada para Pemex es de 12,017 millones de pesos de los cuales, 7,943 millones corresponderán a gasolinas y 4,073 millones a diésel.

Además, la Secretaría de Hacienda recibirá por concepto de IVA un monto de alrededor de 1,922 millones de pesos de los cuales, 1,270 millones corresponderán a gasolinas y 651,772 a diésel.

Conforme a la Política en el periodo 2020-2025 el mínimo de almacenamiento será de cinco días para el caso de gasolina y diésel, de tres para turbosina, además de 1.5 días para turbosina almacenados en los aeropuertos o aeródromos y de 1.5 días adicionales como promedio mensual, ubicados en cualquier otra terminal de almacenamiento en territorio nacional.

Esto proporcionara un flujo de efectivo adicional a la empresa productiva del estado no contemplado en el plan de negocios y una recaudación de impuestos por medio del IVA para la nación, explicó el analista energético Ramsés Pech.

“Este nuevo mercado creado ayuda a la empresa productiva del estado a tener dinero no contemplado, el cual le podrá ayudar en un periodo no mayor a cinco años poder ser competitivo, siempre y cuando la Comisión Reguladora de Energía no limite la autorización de nuevos centros de almacenamiento”, explicó.

Impacto en precios finales

Por otra parte, analistas y empresarios del sector gasolinero han analizado la posibilidad de que a falta de otros competidores en el nuevo mercado de tickets –ya que las empresas que construyen proyectos privados lo hacen bajo esquemas como la temporada abierta o contratos de largo plazo para apalancar la inversión de sus futuros usuarios– Pemex pueda incrementar estas tarifas cada mes sin parámetros de precios, basándose sólo en sus necesidades, costo que puede repercutir en el precio final al consumidor, que para el primer mes debería implicar un aumento de 3 centavos por litro.

A diferencia de las poco exitosas temporadas abiertas para arrendar capacidad de transporte y almacenamiento de Pemex de la administración pasada (en que sólo se adjudicaron los sistemas fronterizos y del Pacífico norte a la misma empresa), en este nuevo ordenamiento se obliga así a los titulares de permisos de comercialización, así como titulares de permisos de distribución, de gasolina, diésel o turbosina a incrementar en un porcentaje el precio de los combustibles al colocar una tarifa por barril de acuerdo al mínimo requerido de almacenamiento.

Pemex, primer almacenador del país:

• Aunque se han anunciado más de 10 proyectos con permiso para almacenar combustibles por parte de privados que celebran temporadas abiertas de arrendamiento de capacidad o firman contratos con distribuidores, Pemex cuenta hasta el día de hoy con 90% de la capacidad de almacenamiento de combustibles en el país.

• Pemex tiene un total de 81 terminales de almacenamiento y reparto en todo el país.

• 64 terminales de Pemex se ubican en tierra y otras 17 corresponden a almacenamiento marino.

• En total, la petrolera del Estado tiene una capacidad de 21.281 millones de barriles, con lo que cubriría un total en promedio nacional de 13 días de ventas.

• En las terminales terrestres, la capacidad es de 7.534 millones de barriles, que son 4.6 días de ventas.

• En las terminales marítimas, cuenta con una capacidad de 13.746 millones de barriles, correspondientes a 8.4 días de ventas.

[email protected]