Después de que la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA)­ iniciara con la presentación de denuncias en contra de directivos de Mexicana de Aviación, que a la fecha suman cuatro, la Procuraduría General de la República (PGR) solicitó a un juzgado federal una orden de aprehensión en contra de Manuel Borja Chico, exdirector general de la aerolínea, a quien se le acusa por evasión del pago de impuestos, confirmó Fernando Perfecto, secretario general del organismo sindical.

La orden de aprehensión puede ser obsequiada en las próximas horas y eso sería producto de una de las denuncias que presentamos y concretamente a la que se refiere a probable retención de impuestos, es decir, evasión fiscal , comentó Perfecto.

La acusación hecha a Borja Chico es por la retención de 404 millones 48,408 pesos por concepto del Impuesto Sobre la Renta (ISR), más 336,240 pesos por retención al Impuesto al Valor Agregado (IVA) en agravio a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

La primera denuncia se presentó el pasado 28 de junio ante la PGR por violaciones a Ley del Mercado de Valores en la omisión de información relevante en el manejo de las acciones de Grupo Mexicana de Aviación. La denuncia ya fue ratificada ante el Ministerio Público especializado en delitos fiscales.

La segunda y tercera denuncia fueron presentadas el 11 de julio en contra de Gastón Azcárraga y Manuel Borja en su calidad de directivos de Nuevo Grupo Aeronáutico, por evasión fiscal del ISR e IVA.

Y la última denuncia presentada el pasado 20 de enero, esta vez ante la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, la cual fue por irregularidades en la venta de la Torre de Mexicana.

De acuerdo con ASPA, el 3 de febrero del 2006 se celebró un contrato entre Compañía Mexicana de Aviación y Fibra Mexicana de Inmuebles para vender la Torre Mexicana.

pmartinez@eleconomista.com.mx