La empresa finlandesa Nokia lanzó este miércoles un programa de recorte de empleos tras la compra del grupo francés Alcatel-Lucent, aunque no especificó cuántos trabajadores prevé despedir.

NOTICIA: Nokia prevé más ventas tras acuerdo de patentes con Samsung

La compañía informó que se estaba ciñiendo a su objetivo de lograr unas sinergias de costos operativos de 900 millones de euros (1,020 millones de dólares) hasta el 2018.

"La reducción llegará en las áreas donde hay redundancias, como investigación y desarrollo, organizaciones regionales y de ventas así como funciones corporativas", dijo Nokia en un comunicado, añadiendo que planeaba informar de los detalles en sus resultados trimestrales.

erp