Se está analizando la posibilidad de presentar denuncias en contra de quienes se nieguen a cumplir con su obligación de prestar el servicio de un insumo fundamental para la gente, desde distribuidores hasta comisionistas”.

Andrés Manuel López Obrador.

Luego de 36 horas, este miércoles finalizó el paro que realizaron los comisionistas del Valle de México de gas licuado de petróleo (LP) contra el tope de precios al consumidor que impuso la Comisión Reguladora de Energía (CRE) el domingo.

José Adrián Rodríguez, presidente del Gremio Gasero Nacional, recientemente formado, informó que desde las 14:00 horas se reanudó la distribución del combustible en la Ciudad de México en una reunión emergente extraordinaria en la delegación Tláhuac.

En entrevista por la tarde en Grupo Fórmula, Rodríguez afirmó que el paro se llevó a cabo porque el nuevo control de precios máximos “los deja fuera del negocio”, pues de tener una comisión de entre 10% y 20% –según el volumen de ventas– “ahora quedó resumida a 30 o 50 centavos por litro”.

Y agregó que “necesitaría vender 6,000 litros de gas diarios para poder operar, mantener el costo de los tripulantes de la pipa y mis costos de operación”. El llamado Gremio Gasero Nacional dice agrupar a unos 8,000 camiones repartidores en el Valle de México, que conforman ocho de cada 10 unidades de reparto en la zona.

Por la mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador había anunciado que su gobierno presentaría denuncias en contra de los distribuidores comisionistas de gas licuado de petróleo (LP) que se nieguen a prestar el servicio.

“Se está analizando la posibilidad de presentar denuncias en contra de quienes se nieguen a cumplir con su obligación de prestar el servicio de un insumo fundamental para la gente, desde distribuidores hasta comisionistas.”

En conferencia de prensa desde Palacio Nacional, el mandatario mexicano explicó que frente a la protesta de los distribuidores comisionistas de gas se garantizará el abasto del combustible en el Valle de México y Pachuca, Hidalgo, y que la Guardia Nacional se encargará de la seguridad y protección de los comisionistas para evitar actos vandálicos contra sus unidades de distribución.

López Obrador aclaró que no se trató de un paro nacional, “afortunadamente’’, sino que las protestas solamente se realizaron en la Ciudad de México y la capital de Hidalgo.

“Ya estamos viendo cómo garantizamos el abasto en una situación de emergencia...’

El lunes, los grandes distribuidores de planta como la Asociación Mexicana de Distribuidores de gas LP (Amexgas) y la Asociación de Distribuidores de gas LP (ADG) se deslindaron de las acciones de huelga e incluso acusaron que se vieron afectados ya que había cambiones bloqueando la salida de algunas de sus plantas. 

Por su parte, la titular de la Secretaría de Energía, Rocío Nahle, dijo a través de su cuenta de Twitter que hay suficiente gas para abastecer todo el consumo que se requiere en el país.  No hay escasez ni falta del energético en el territorio nacional. Sin embargo, lo que escaseó por algunas horas en algunos puntos del Valle de México no fue el gas, sino su repartición. 

“El @GobiernoMX trabaja para garantizar que la distribución sea ordenada y con precios regulados en apoyo a la economía familiar”, publicó la funcionaria.

A su vez, la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, dijo que los precios máximos de venta al público fijados por la Comisión Reguladora de Energía son para apoyar la economía familiar, en particular de los que menos tienen: “Respaldamos esta medida y haremos todo lo que haga falta para evitar el desabasto”, publicó la funcionaria. 

En cuanto a los precios, en la Ciudad de México deberá ser de máximo 21.33 pesos por kilogramo, lo que implica que se reduciría hasta en 21.5% que son 5.85 pesos por kilogramo menos en comparación con el promedio ponderado de esta entidad al 30 de junio. En el Estado de México el precio al público como máximo podrá ser de 21.46 pesos por kilogramo, lo que implica una reducción de 18.9% o 5 pesos si se compara con el promedio ponderado real al que se vendió al 30 de junio.

empresas@eleconomista.mx

kg