New York, EU. El escenario mundial para el comercio minorista en el año 2015 será muy diferente del actual, pocos formatos de retail continuarán con el rápido crecimiento experimentado hasta ahora y prácticamente todos crecerá a una tasa mucho menor, de acuerdo con el informe "Retailing 2015: New Frontiers" elaborado por PricewaterhouseCoopers (PwC).

La firma señala que en el 2015, los cambios demográficos, la reducción de los hogares, los consumidores más educados, los nuevos formatos y los innovadores canales de distribución, demandarán a los minoristas que se adapten rápidamente y modifiquen los modelos y procesos existentes para satisfacer las necesidades de los clientes futuros a fin de ser exitoso y rentable.

El retail se convertirá en una industria que se concentrará en ofrecer productos a consumidores selectivos, en vez de productos masivos, habrá mayor desarrollo tecnológico, aumentará el gasto en servicios por sobre el gasto en productos, el formato de mall masivo perderá terreno debido a que los consumidores buscarán centros comerciales que los identifiquen.

De acuerdo con PwC, los principales retos para el comercio minorista en el corto plazo serán: el desarrollo de funciones corporativas, la publicitación de la marca, la internacionalización, la optimización de la cadena de abastecimiento, la influencia de las nuevas tecnologías, la optimización de la carga impositiva, la consolidación a través de fusiones, adquisiciones o des-inversiones, la superación de mayores barreras regulatorias, los precios de transferencia y la gestión corporativa de riesgo.

En la Expo Retail 2012 celebrada en Nueva York, Lori Mitchell-Keller, vicepresidente senior y jefe de la Unidad Global de Negocios de Retail de Systeme, Anwendungen und Produkte (SAP), señaló que los cambios en el comercio minorista requerirán de especialistas que diseñen estrategias adecuadas para enfrentar los retos de una economía globalizada y cada vez más competitiva, ya que el funcionamiento de una red de suministro orientada al cliente requiere un alto grado de integración y coordinación que pronto quedará fuera del alcance de muchos minoristas".

"En la escala y la velocidad en que se mueve el retail hoy en día, los minoristas necesitan prever una demanda muy variable, día a día, mantener las estanterías llenas, evitar la fuga de un inventario de su red de suministro, y mantenerse ágil. Se necesita inteligencia, demanda sofisticada y sistemas confiables para hacerlo", agregó la directora de SAP (consultoría reconocida en 2012 por Gartner Inc. entre las cuatro principales empresas creadoras de software para retail).

Para Lori Mitchel, los minoristas de bienes de consumo tienen que intensificar su juego para ofrecer lo que hoy es más inteligente en relación a lo que el consumidor espera, y bajar los costos de su cadena de suministro, al mismo tiempo".

[email protected]