Los tres grupos interesados – Avanza Capital, Iván Barona y Altus Prot- han demostrado su solvencia económica, pero para evitar situaciones ocurridas como en el pasado con PC Capital, ahora se pide que se inyecten los 250 millones de dólares a la línea aérea.

Esta situación ha frenado la posibilidad de avanzar en la determinación del grupo que encabezará la reestructura que se inclina hacia Altus Prot, grupo que encabeza Francisco Lanz Duret, quien no se ha reservado externar su interés en la firma.

De acuerdo con los participantes en las negociaciones, se busca un instrumento que permita etiquetar el capital fresco que habrá de inyectarse, de tal manera que fluya sin ninguna dificultad.

En ese sentido, se acordó que podría ser un fideicomiso el que permita dar salida al entrampado que impide llevar a cabo el convenio concursal y se otorgue el certificado de operador que permita reanudar operaciones en el verano en la fecha emblemática 12 de agosto, cuando cumpla 90 años.