El secretario de la Cámara Nacional de Autotransporte de Pasaje y Turismo (Canapat), Aurelio Pérez Alonso, aseguró que la incorporación de IVA en el sector y los incidentes de inseguridad en algunos estados del país, como Guerrero, han hecho del 2014 un año difícil.

Las nuevas disposiciones fiscales, derivadas de la reforma hacendaria, que por razones de mercado y en beneficio de nuestros usuarios no hemos repercutido en su totalidad a las tarifas, nos han impactado demasiado, lo hemos tenido que absorber , comentó.

Desde su perspectiva, al cierre de año se podría generar bajas de hasta 10% en los ingresos de las empresas afiliadas, a pesar de que habrán movilizado poco más de 3,400 millones de pasajeros, lo que representaría un incremento de .05%,respecto del 2013, de acuerdo con cifras de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

El servicio de autotransporte de pasajeros, afirmó el representante, es estratégico para la movilidad de las personas, por lo que se suman a la iniciativa del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) de revisar los avances de la reforma fiscal.

Inseguridad, un reto

A pesar de que el precio del petróleo se encuentra por debajo del precio que tenía en enero, Pérez Alonso indicó que es una de las variables que los han afectado, aunque destacó que la inseguridad es, ahora, el reto mayor.

La situación causada por la delincuencia organizada está focalizada en algunas entidades del país, como Guerrero, Tamaulipas o Michoacán, además de que la situación de los estudiantes normalistas de Ayotzinapa han dañado a nuestra industria. Ahora tenemos unidades secuestradas , agregó.

El secretario de Canapat dejó en claro que entienden y están consternados por lo que ocurrió a los estudiantes en el estado de Guerrero, pero solicitan a las autoridades se garantice el tráfico de sus unidades, porque hasta el jueves pasado tenían reporte de 64 unidades en poder de gente involucrada en las demandas de los normalistas.

[email protected]