La suspensión de la ampliación del Canal de Panamá podría afectar las operaciones de Cemex Latam Holdings y Centelsa, ambas de origen mexicano, que figuran como proveedores del Consorcio Unidos por el Canal (CUPG) que lleva a cabo la obra.

Cemex Latam Holdings, filial de la mexicana Cemex y con sede en Bogotá, provee cementos y otros insumos para la ampliación del Canal. En el mismo sector está la colombiana Cementos Argos, con un contrato desde el 2010 por 65 millones de dólares, de acuerdo con el periódico El Tiempo. Argos y El Tiempo pertenecen al empresario colombiano Luis Carlos Sarmiento Angulo.

Centelsa, productora de cables para energía y telecomunicaciones propiedad de la regiomontana Xignux desde el 2012, tiene un contrato por 20 millones de dólares para participar en la ampliación del Canal, de acuerdo con la información citada.

Consultados por El Economista, los equipos de prensa de Cemex y Centelsa declinaron hacer comentarios sobre la posibilidad de que Sacyr, la compañía española que encabeza el CUPG, suspenda las obras en Panamá por un problema de supuestos sobrecostes.

(Con información de Raquel Rivas)