CaixaBank, el tercer banco español, anunció este jueves que venderá la totalidad de su participación de 9.36% del grupo petrolero español Repsol, peso pesado de la Bolsa de Madrid.

El banco estimó que esta operación generará una pérdida extraordinaria neta de alrededor de 450 millones de euros en sus resultados del tercer trimestre de 2018, según indicó en un comunicado.

CaixaBank también mantuvo su objetivo de rentabilidad de 9 a 11% para 2018.

El objetivo es finalizar la operación de venta a finales del primer trimestre de 2019.

En el segundo trimestre de 2018, Repsol publicó un fuerte aumento de su beneficio, gracias al incremento de los precios del petróleo y el gas.

El beneficio neto ajustado, considerado por el grupo como el indicador más significativo, aumentó un 23.4%, hasta 549 millones de euros.

abr