Airbnb, la firma estadounidense de arriendo de viviendas que saldrá a la bolsa la próxima semana, está haciendo más difícil la reserva de departamentos para la víspera de Año Nuevo en París, Nueva York, Londres y otros destinos, para limitar los riesgos de fiestas ilegales durante la pandemia de Covid-19.

A partir de este jueves 3 de diciembre, los viajeros que no tengan evaluaciones positivas en su perfil de Airbnb no podrán arrendar un lugar por una única noche el 31 de diciembre en Estados Unidos, Francia, Reino Unido, Canadá, México, Australia y España, dijo la compañía con sede en San Francisco en un comunicado.

La gente que planea pasar el último día del año en propiedades arrendadas a través de Airbnb también tendrá que comprometerse a que no organizará fiestas en la víspera de Año Nuevo y que están conscientes de los cargos legales que podrían enfrentar si no respetan la norma, dijo la compañía.

Todas las reservas hechas bajo las condiciones previas se mantendrán, dijo Airbnb. Pero agregó que la mayoría de las reservas por un único día que apuntan a organizar grandes reuniones por fin de año generalmente se realizan en diciembre.

Las reservas de último minuto realizadas por personas que busquen arrendar un lugar cerca de sus ciudades y que no hayan recibido evaluaciones positivas también estarán limitadas, dijo Airbnb.

Las nuevas normas temporales se suman a las medidas puestas en vigor en agosto, bajo las que Airbnb prohibió todas las fiestas y reuniones de más de 16 personas en los departamentos que ofrece para arriendo en todo el mundo, para limitar la propagación del coronavirus.

La firma también prohibió el arriendo de una casa completa por una única noche para la fiesta de Halloween en Estados Unidos y Canadá, para evitar fiestas ilegales.

Las nuevas restricciones de Airbnb se conocen días antes de su Oferta Pública Inicial (OPI) en el mercado Nasdaq, que espera que la ayude a obtener una valoración de hasta 35,000 millones de dólares.