AT&T tiene hasta el viernes 27 de septiembre para indemnizar económicamente a los usuarios que hayan demostrado afectaciones por cobros indebidos y publicidad engañosa en el servicio de Nextel entre los años 2012 y 2014. De no hacerlo en tiempo y conforme lo que establece una sentencia judicial resultado de un juicio ganado por la Profeco, AT&T correría el riesgo de ser embargada en los activos que compensen los daños.

“De no cumplir con la fecha de pago al 27 de septiembre de 2019, el juez de la causa se pronunciará de cada incidente promovido por los consumidores y la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco). Y una vez que se resuelvan, el juez condenará de pago a AT&T; le requerirá ese pago y le obligará a pagar en cantidades de dinero, teniendo cinco días para hacerlo de forma voluntaria y de no hacerlo, se le pueden embargar bienes de su propiedad”, dijo la Profeco a El Economista.

AT&T no podrá compensar a los usuarios con servicio, de acuerdo con la sentencia del Juez Segundo de Distrito en Materia Civil de la Ciudad de México. Además, Profeco, como autoridad defensora de los derechos de los consumidores y como parte involucrada en una demanda colectiva iniciada en 2013 contra Nextel, tendrá posibilidad de vigilar los métodos del resarcimiento económico y conocer también la lista de los usuarios beneficiados, agregó la dependencia.

AT&T heredó de Nextel una demanda colectiva por mal servicio

Esta historia tiene su origen en 2013, cuando la Profeco promovió una demanda colectiva en contra de Nextel por cobros de servicios no proporcionados, deficientes o con características distintas a lo prometido en los planes contratados; también por cargos en tarjetas de crédito sobre servicios que ya había sido cancelados. Además, por repentinos ajustes de precios sin aclaración y sin aviso previo al usuario, y también porque Nextel cobró por un servicio ofertado en su página de Internet como 4G al que bautizó como Radio Evolution en su publicidad, pero que resultó ser una tecnología inferior a la promocionada.

Todo ello ocurrió entre los años 2012, 2013 y 2014, previo a la absorción de Nextel por parte de AT&T en enero de 2015 y ratificada por el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) a finales de abril de ese año por 1,875 millones de dólares.

En el proceso judicial, la Profeco ganó la primera y segunda instancias en los juzgados, lo que llevó a AT&T a promover un amparo que le fue negado por un primer tribunal y la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) declaró después como improcedente un recurso de revisión interpuesto por AT&T, con lo que la sentencia a favor de los consumidores que obliga a la empresa a pagar indemnizaciones e intereses legales quedó en firme.

¿A cuántos usuarios debe indemnizar AT&T ahora?

La ratificación de la SCJN como máximo tribunal del país abre la posibilidad de que los beneficios de la sentencia alcancen a un universo de 3 millones 851,153 personas, los usuarios que atendía Nextel al momento de incurrir en las afectaciones. Aunque la Procuraduría Federal del Consumidor ha difundido que 18,115 personas son las presentaron quejas contra Nextel entre 2012 y 2014.

Desde AT&T reconocen los incumplimientos de Nextel, insisten en que la empresa mantendrá sus inversiones en el país y en que mejorará la calidad del servicio para sus usuarios, pero también estiman que no toda esa base de clientes accederá a las reparaciones económicas, pues antes los interesados deberán comprobar que sí fueron afectados.

"Desde la llegada de AT&T a México en 2015, ofrecer la mejor experiencia en servicios móviles a los consumidores ha sido nuestro objetivo central (…) Los juicios iniciaron mucho antes de que AT&T entrara al mercado y son parte de un conjunto de acciones colectivas que fueron presentadas contra todas las compañías de telefonía móvil en México, incluyendo a Nextel, que adquirimos en 2015”, expuso AT&T.

En conferencias de prensa, la Profeco ha indicado que los usuarios que se sientan afectados por la desaparecida Nextel deberán presentar su caso a más tardar el 31 de julio próximo.

El consumidor puede presentar su caso ante el Juzgado Segundo de Distrito en Materia Civil de la Ciudad de México, dentro del Juicio de Acción Colectiva con expediente judicial 482/2013. Otra alternativa es acercarse a la Profeco, a la Dirección General Adjunta de Acciones de Grupo en horas hábiles.

¿Sufrirá AT&T tras la demanda ganada por Profeco?

Entre los números que AT&T tendría como obligación para desagraviar a los usuarios de Nextel, la cifra más sonada son 11,800 millones de pesos por servicios deficientes de esa operadora a escala nacional.

Profeco ha confirmado que se podrían pagar a los consumidores afectados entre dos y cuatro meses del servicio que tenían contratado en el periodo que observa la sentencia del juez, más un 20% más por indemnización y 9.0% adicional por interés anual. La Procuraduría Federal del Consumidor estima que el monto mínimo que un usuario podría recibir de AT&T son 3,000 pesos y un máximo de 12,000 pesos.

Si AT&T tuviera que resarcir a esos 3.85 millones de usuarios de Nextel en 2014, el desembolso rondaría los diez millones de dólares, en el caso de que solamente pagara 3,000 pesos por consumidor. Otra vez, los usuarios tendrán que demostrar las afectaciones e incluso los 18,115 mexicanos que en su momento presentaron una queja ante la Profeco también tendrán que hacerlo.

Un gasto adicional de diez millones de dólares significaría un impacto importante para AT&T en México, ante un arranque de 2019 en que perdió ingresos y consumidores. Esa cifra equivale al 1.5% de los ingresos totales de AT&T entre enero y marzo de 2019 y a 1.0% a los respectivos del mismo periodo de 2018.

AT&T reportó ingresos por 651 millones de dólares para su operación mexicana en el primer trimestre de 2019, 3.0% o 20 millones de dólares menos que un año antes. AT&T arrastra hoy una pérdida neta de 205 millones de dólares y a cuatro años de iniciar de lleno su operación en México no ha conseguido alcanzar la rentabilidad de su red.

Compensar de alguna manera a 3.85 millones de personas, equivalen hoy a 17.64% de los usuarios totales de AT&T, luego que la empresa atiende a 17 millones 722,000 clientes.